Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Manu Garrido salva un punto en el tiempo de descuento

El Hércules empata solo con orgullo en Badalona tras sobreponerse a un error grave de Falcón que propició el tanto de Nestor a portería vacía

Abde prueba un disparo desde fuera del área en Badalona. / LOF

Abde prueba un disparo desde fuera del área en Badalona. / LOF

El Hércules ha sido capaz de rescatar un punto en Badalona gracias a un tanto de Manu Garrido en el minuto 92 después de una excelente acción colectiva que el delantero madrileño inició en el centro del campo y culminó dentro del área pequeña. El gol blanquiazul sirvió para contrarrestar el error grave de Falcón a la hora de juego. El capitán midió mal en un despeje con el pie que parecía muy claro, golpeó al aire y su fallo lo aprovechó Nestor para adelantar al cuadro catalán.

Sin brillo ni chispa, con la gasolina justa y con tres cambios en el once, el conjunto alicantino echó de menos a Pedro Sánchez, el único capaz de generar peligro a balón parado, y a Kévin Appin. La conjunción de Benito, Armando y Moyita en el centro del campo no fue suficiente para gobernar un partido en el que solo la fuerza de Abde en la primera mitad sirvió para inquietar la meta de Álex Sánchez.

Abocados al cero a cero, midiéndose, sin hacer concesiones, la segunda parte pudo cambiar si Benja hubiera sido capaz de convertir en gol una buena peinada de Pastorini que el delantero del Hércules resolvió con un disparo al que le faltó muy poco para tocar la red. El portero badalonés le adivinó la intención y atajó la pelota.

Cinco minutos después, en el 58, un balonazo sin aparente peligro llegó hasta las inmediaciones del capitán blanquiazul, que calculó mal, trató de despejar, golpeó al aire, en falso, y perdió de vista el esférico, circunstancia que aprovechó Néstor, que llegaba en carrera, para marcar a portería vacía el 1-0.

Moyita ha podido igualar poco después, pero se quedó sin ángulo tras una internada en el área después de una buena combinación. El carrusel de cambios no mejoró el juego, pero resultó determinante. Con el partido ya vencido, una gran acción iniciada por Manu en el centro del campo, fue culminada por el propio ariete después de que Buenacasa filtrara un pase al área que recogió Javi Pérez y sirvió en Bandeja al nuevo pichichi herculano, que batió a Álex Sánchez casi sin oposición.

El empate y una acción de Abde avivaron una trifulca con los dos banquillos enfrentados en la banda. El colegiado se evitó problemas señalando el final del encuentro casi a continuación. El Hércules se quita de en medio al Badalona, suma un nuevo punto, encadena 4 jornadas sin perder y salva una situación crítica tras un partido con más orgullo que brillo colectivo.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats