Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Hércules tiene vida extra

El conjunto blanquiazul se jugará su presencia en la Liga Pro este domingo en Llagostera donde solo le vale la victoria - Abde guía a los alicantinos al triunfo con un golazo y una nueva lección - Garrido y Pedro rematan un partido brillante

46

Hércules 3 - Lleida 1 ALEX DOMÍNGUEZ

El Hércules militará la próxima temporada en la Liga Pro si gana este domingo (12.00) en Llagostera. El equipo alicantino se ha ganado ese derecho tras su triunfo. Ya no hay más cábalas tras la convincente victoria ante el Lleida en el Rico Pérez. Una victoria más para evitar la tragedia de descender a la cuarta categoría y para ello el equipo necesita calcar las sensaciones de ayer ante el Lleida, la magia de Abde, la contundencia de Manu Garrido, la experiencia de Pedro y la solidez defensiva del equipo. Al final se sufrió más de lo necesario tras efectuar todos los cambios a falta de 20 minutos pensando en el próximo partido, pero el equipo resolvió la papeleta sin problema con un gran trabajo y compromiso.

El conjunto de Manolo Díaz hizo un gran trabajo en todos los frentes ante un Lleida que salió a empatar y le salió mal la jugada, principalmente por la irrupción de Abde. El canterano marroquí de 19 años volvió a hacer magia y acabó coreado por el público. Puro espectáculo el del extremo que rompió el partido con un gol desde la línea de fondo colocando el balón en un lugar imposible. Fue el protagonista de un equipo que ayer estuvo a un altísimo nivel consciente de todo lo que había en juego.

El Hércules cerró la primera parte con el resultado soñado tras los goles de Abde y Manu Garrido. Oxígeno para un equipo que firmó 45 minutos más que notables ante un Lleida que saltó al terreno de juego con la clara intención de empatar. Le salió mal la jugada porque enfrente encontró a un Hércules con gran verticalidad que encarriló la victoria con un gol descomunal de Abde en una gran jugada por la línea de fondo y otro de Manu Garrido tras un centro zurdo de Pedro. 2-0 en media hora y encuentro encarrilado.

El Hércules salió a por todas desde el minuto uno, instante en el que el conjunto de Manolo Díaz sacó su primer córner. Los blanquiazules jugaban acelerados ante un rival ultradefensivo en su campo. No tardaron en llegar las primeras ocasiones de Buenacasa y Moyita, pero Pau Torres estuvo muy bien colocado en ambas acciones. Los catalanes hacían algún tímido intento de llegar a la portería de Falcón, pero lo suyo era defender y poner a ocho jugadores delante de su portero. Con ello, los balones del Hércules se estrellaban continuamente en la defensa del Lleida.

El escenario cambió totalmente cuando a la media hora de juego Abde se internó por la línea de fondo en una espectacular jugada que finalizó con un disparo imposible de detener. El cielo se abrió para el Hércules y el Lleida se cortocircuitó. Con ventaja en el marcador, el conjunto blanquiazul se fue soltando y cinco minutos después Manu Garrido dispara al equipo hacia la victoria tras anotar el segundo gol tras un gran centro de Pedro.

El Hércules tiene vida extra CésarHernández

El 2-0 significaba oro puro en un Rico Pérez totalmente volcado con su equipo. Todo se veía de otra forma y el Lleida se quedó con los esquemas rotos con un resultado que le dejaba sin posibilidades de alcanzar la Liga Pro.

Tras el descanso, llegaron los primeros sobresaltos con varias acciones consecutivas del Lleida al tiempo que Abde enamoraba cada vez que tocaba el balón. El canterano blanquiazul de 19 años era un espectáculo. De sus botas de nuevo salió la jugada del tercer gol para que Pedro anotase el tanto que sentenciaba el partido. El Hércules ya no sufrió más por primera vez en mucho tiempo. Era momento de pensar en el trascendental partido en Llagostera de este domingo y Manolo Díaz sienta a Raúl y Garrido para dar entrada a Sidoel y Diego Benito.

Los cambios no sentaron bien y el Lleida se fue animando hasta encontrar el gol tras un despiste defensivo que dejó un sabor amargo que duró unos minutos.

Las cosas se fueron poniendo en su sitio tras superar unos instantes de aturdimiento con dudas en los jugadores blanquiazules. El técnico puso un centro del campo inédito hasta el momento con Armando y Erice en busca de dar descanso a los habituales.

No fue un final tan plácido como se esperaba porque el Lleida se quedó con la posesión y el Hércules acabó atrás. Falcón evitó el 3-2 y un sufrimiento extremo en el Rico Pérez con una gran intervención de las pocas que tuvo que hacer en el partido de ayer.

Abde siguió dando espectáculo con una ambición sin límites buscando su segundo gol. El Hércules se gustaba en vísperas de una cita trascendental este domingo. Los blanquiazules superaron con nota la primera final que les garantiza jugar la del domingo con las posibilidades intactas. Un triunfo en el feudo del Llagostera garantiza militar la próxima temporada la Liga Pro y esquivar el descenso a la cuarta categoría. La magia de Abde ha conducido a un triunfo muy convincente con un público entregado durante todo el partido. El Hércules tiene una vida extra.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats