Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nacho Castro, el favorito de Freixa para el banquillo del Hércules

El extécnico del Andorra es el entrenador que más gusta al abogado catalán si finalmente decide entrar en el Hércules

Nacho Castro, durante su etapa en el Andorra, cuando el club del Principado visitó el Rico Pérez. |

Nacho Castro, durante su etapa en el Andorra, cuando el club del Principado visitó el Rico Pérez. | JOSE NAVARRO

Un técnico asturiano, con experiencia en los banquillos de Cataluña, que conoce las características particulares del Grupo 3 de la extinta Segunda B y que está a punto de cumplir 50 años. Nacho Castro es el entrenador que más gusta a Toni Freixa. El abogado barcelonés está convencido de que el preparador de Avilés es el más adecuado para hacerse con las riendas de un club con peso en la nueva categoría como el Hércules. Que dispone de la jerarquía, la ambición, los conocimientos y la metodología que precisa un vestuario exigente como el blanquiazul.

Su nombre ha sonado para dirigir en los últimos tiempos al Racing, el Nàstic, el Sant Andreu o el Terrassa. Según apunta la prensa catalana, el extécnico del Andorra se ha sentado a escuchar la propuesta de ese último club, aunque sin alcanzar un acuerdo, tal y como reveló Radio Terrasa, que apuntó como uno de los motivos para que no cristalizara la operación el profundo interés del Hércules en su fichaje.

Toni Freixa ha defendido en su círculo estrecho de colaboradores la figura de Nacho Castro como el técnico más idóneo, de modo que, si finalmente acepta entrar en el equipo alicantino, algo que aún está por ver, sería el mejor colocado para ponerse al frente del primer equipo.

Eso dejaría en una posición incómoda a Carmelo del Pozo, que vería como se incumple una de las cláusulas de su contrato, al que aún le resta una temporada. El director deportivo tiene firmada plena independencia en su parcela y la posible imposición de un técnico que no cuente con su total respaldo desharía las condiciones de su vínculo contractual.

Del Pozo, pendiente de que Enrique Ortiz elija qué camino quiere seguir a partir de ahora, fije un presupuesto definitivo y abra la puerta a la confección del primer equipo, no ha dicho públicamente que no cuente con Manolo Díaz, el preparador que acabó el campeonato con el equipo en Llagostera. El madrileño no fue capaz de conseguir el objetivo para el que fue llamado, pero sí firmó los mejores números de su grupo en la segunda fase, de ahí que no se hubiera cerrado definitivamente la puerta para su continuidad a pesar del descalabro institucional.

Nacho Castro saltó del Horta al Andorra gracias a que Gerard Piqué, buen amigo de Toni Freixa, le reclamó para llevar al cuadro del Principado al fútbol profesional. Sin embargo, y sin apenas trato personal con el central del Barça desde el comienzo del curso, el entrenador asturiano fue destituido por sorpresa el pasado enero después de que su equipo le ganara al Llagostera y a pesar de que el bloque liderado por el exherculano Carlos Martínez sobre el césped ocupara en ese instante la segunda posición del subgrupo 3-A.

Piqué le cesó en el cargo para darle su silla a Eder Sarabia, hasta entonces segundo de Quique Setién en Primera División. La razón que le dieron a Castro para su despido súbito fue que el mercado le brindaba una oportunidad al Andorra que no podía dejar escapar.

Desde entonces, el técnico avilesino, que se retiró como futbolista en 2009 en el Ateneu Deportiu Guíxols de Sant Felíu tras un paso fugaz por el Eldense, se ha sentado en los banquillos de Peralada (filial del Girona), Horta y Andorra, su último destino.

Castro conserva una buena relación con Lluís Carreras de su etapa en los veteranos del Barça. Carreras era el director de fútbol en la candidatura de Toni Freixa a las elecciones del Barcelona y las referencias que le ha dado son buenas.

Ortiz espera que el exdirectivo del Barça desvele sus intenciones

 Se vieron el pasado jueves por última vez. Lo hicieron instantes después del mediodía, y una vez que Toni Freixa completó una minuciosa auditoría en primera persona a la contabilidad blanquiazul que se prolongó 48 horas. Se estrecharon la mano y quedaron en volver a verse a la semana siguiente, la que ahora comienza, presencial o telemáticamente.

El empresario confía en que el letrado catalán decida si compra, invierte o solo gestiona

decoration

Después, Enrique Ortiz inició un breve periodo de descanso junto a su familia fuera de Alicante y el abogado regresó a su bufé de Barcelona para hacer números. El exdirectivo culé debe comunicar al dueño del Hércules en las próximas horas si le pone encima de la mesa una oferta firme por la compra de la SAD, si se limita a invertir en calidad de socio capitalista para ocupar la vacante que, en esta tesitura, dejaría Juan Carlos Ramírez o, si como el constructor preveía desde el inicio de los contactos, lo que pretende el letrado es dedicarse a gestionar la entidad en calidad de mánager general con plenos poderes ejecutivos en las administración del nuevo proyecto favoreciendo, además, la búsqueda de patrocinios que invertirían en el Hércules gracias a la intermediación del exdirectivo blaugrana.

Toni Freixa se llevó entre sus papeles, el presupuesto elaborado por el propio el club para la temporada que viene y que, tras limitar los gastos al máximos sin renunciar a la ambición del ascenso, ronda los 3 millones de euros. El reto de Freixa lo será rebajarlo sin afectar a la competitividad del primer equipo.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats