Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PENSAMIENTOS ANIMALISTAS

El Premio Nobel a la amistad, para los animales abandonados

El Premio Nobel a la amistad, para los animales abandonados.

El Premio Nobel a la amistad, para los animales abandonados.

« En 1906, el insigne médico e investigador español Ramón y Cajal recibió un importante telegrama. Al cogerlo, le temblaba el pulso. Sospechaba lo que podía ser. Lo abrió como pudo y, al leerlo, estalló en gritos: -¡No es posible! ¡Jamás me lo perdonarán!-

Su mujer, asustada, le arrebató el telegrama para leerlo. Lo hizo en voz alta: -Sr. D. Santiago Ramón y Cajal, tenemos el gusto de comunicarle que, en virtud de sus investigaciones, avances y logros en el campo de la neurociencia, le acaba de ser concedido el premio ‘Nobel de Medicina’-

No podía creerlo. Su marido se había vuelto loco -Santiago, ven aquí. Es un gran reconocimiento a tu labor. Explícame qué ocurre- Le dijo, desesperada.

-No lo entiendes- Le contestó -Estoy acabado. Aquí la envidia es un pecado capital. España odia que se premie a personas vivas. Jamás podré volver a investigar-

El 25 de octubre de ese mismo año, Santiago Ramón y Cajal recibió el premio Nobel. A partir de ese momento, la Comunidad científica española le volvió la espalda, le denegó el acceso a cualquier investigación y le criticó hasta su muerte».

Con los animales abandonados ocurre igual. Los perros se entregan sin límite a sus dueños dando lo mejor de sí a cada uno de ellos. Son obedientes, leales, cariñosos y, si les dejan, se convierten en sus mejores amigos. Los gatos, por su lado, se pierden entre las piernas de sus dueños, se acurrucan junto a ellos y les ronronean amistosamente una y otra vez.

Sin embargo, dar tanto amor a cambio de nada no siempre es bueno. Hay personas que no lo soportan porque eso les auto retrata, deja a la luz sus propias miserias personales, su egoísmo, su incapacidad para sentir y acaban abandonándolos. Es una pena. Al fin y al cabo, si existiera un premio nobel a la amistad, sin duda, sería para todos los perros y gatos del mundo.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats