Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marc Llorente

CRÍTICA

Marc Llorente

Su majestad la batería

Baterista de jazz fusión Billy Cobham

Baterista de jazz fusión Billy Cobham

U n jovencito de 77 años de edad sigue tocando la batería como él sabe hacerlo, con swing, sentimiento y pegada. Es la potencia y la delicadeza del músico y compositor panameño-estadounidense Billy Cobham, uno de los pioneros del jazz fusión (años 70) con más de 40 álbumes como líder y tantos otros en los que ha colaborado con importantes figuras. El legendario baterista de color empezó en 1968, si bien su primer álbum solo es de 1973. Desde Spectrum hasta Tierra del fuego, por ahora. Funk, rock o soul cabalgan, y el ambidiestro Cobham controla las riendas musicales con su peculiar e innovador estilo de siempre. El dominio de la complejidad musical hace que parezca fácil lo que no lo es y que sus baquetas consigan el más difícil todavía en el Festival Internacional de Jazz. En el concierto Culture mix, que tiene el nombre de su disco de 2002. El ritmo sincopado y alegre despierta y hace sentir al espectador. Ejemplos como Mr. B.C., Dreamer o el tema que lleva por título el del propio álbum. El maestro de ceremonias Billy Cobham pinta sus pensamientos con los afinados sonidos de su amplia batería, la gran protagonista. Ella y él, en plena forma, se funden en uno. Graves y agudos. Golpes, redobles y el sostén del ritmo en cada largo pasaje, una de las características del jazz. Light at the end of the tunnel, Dunes that move o Tierra del fuego. No se quedan atrás los colegas que le acompañan. Teclados, bajo, guitarra y la utilización de un violín que busca sonoridades distintas. Conectan entre sí y eso llega a los espectadores en una atmósfera muy apropiada para que las burbujas se trasladen hasta el último rincón de la sala sinfónica. Sienten el calor de los numerosos asistentes y la actuación circula con audacia, explosión creadora, cambios de tercio y la maquina bien engrasada. Todos, muy trabajadores en esta mezcla de culturas, ponen verdad y dosificación de esfuerzos que empujan al éxito. No se merece menos la solera de Billy Cobham con ese elixir de la juventud que es su genial batería.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats