30% DTO ANUAL 24,50€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los alcaldes de los pueblos se revuelven tras perder 300.000 euros de las ayudas por la DANA

Gaianes, Agres, Alfafara y Quatretondeta se han visto obligados a renunciar a la subvención del Ministerio al no poder licitar las obras - Exigen responsabilidades y culpan tanto a la Diputación como al Gobierno por su falta de coordinación

Dana

Dieciocho meses esperando una ayuda para verte obligado a renunciar a ella justo cuando se acerca el momento de recibirla. En estas circunstancias se encuentran los alcaldes de Gaianes, Agres, Alfafara y Quatretondeta, al verse visto forzados a rechazar un total de 307.000 euros, la cuantía que el Gobierno les había asignado para la reconstrucción de sus pueblos tras el temporal de la DANA. El retraso en la aprobación de resoluciones por parte de la Diputación y los plazos que ha puesto el Gobierno central para licitar las obras han abocado a estos cuatro ayuntamientos de la provincia a renunciar a los proyectos que dependían de los fondos del Estado. Para poder recibirlos, tendrían que licitar las obras antes del 5 de abril, pero no pueden hacerlo porque no han recibido el dinero correspondiente de la Diputación y no disponen de capacidad financiera para adelantarlo. La indignación entre los alcaldes es manifiesta y piden responsabilidades tanto al Gobierno central como a la Diputación de Alicante.

El presidente de la Diputación, Carlos Mazón, se comprometió a aportar a las poblaciones la parte que las ayudas estatales no cubrían (el 50% de los proyectos), lo que hizo que los ayuntamientos vincularan las dos aportaciones a un mismo plan. Según el plazo del Gobierno, estas obras tienen que estar licitadas el 5 de abril, pero, para ello, los pueblos con menos recursos necesitan recibir la parte correspondiente de la Diputación porque, según denuncian, no tienen posibilidad de adelantar el dinero. Ahora los alcaldes han criticado la falta de coordinación de ambas administraciones y han querido dejar claro que muchos de sus proyectos, como el arreglo de carreteras o de solares, no podrán ejecutarse, pese a que la Diputación se ha comprometido a aportar la misma cuantía que había anunciado.

Alfafara, con 410 habitantes, va a perder un total de 64.000 euros, destinados a abrir accesos a campos de agricultura y a evitar desprendimientos en caminos y barrancos. «La única solución que hay es que la Diputación ayude a los pueblos que hemos perdido esta subvención y que asuma las responsabilidades de tanto retraso», dijo el alcalde de Alfafara, Toni Cloquell. Agres, con 510 habitantes, perderá 55.000 euros. Según el alcalde, Rafa Sanjuan, «los ayuntamientos no podemos hacernos cargo de ese montante, por lo que hemos tenido que renunciar». Gaianes, con 450 habitantes, ha renunciado también a 140.000 euros. Su alcalde, Agustín Martínez, mostró su rechazo a la incapacidad que han tenido las dos administraciones de ponerse de acuerdo y exigió responsabilidades: «La Administración del Estado y la Diputación hicieron trámites diferentes y no hemos podido licitar las obras porque no teníamos crédito». También Quatretondeta, con 122 habitantes, tendrá que dejar de recibir 48.000 euros. «Solo se tiene en cuenta a las ciudades grandes. Un pueblo pequeño no puede competir con Alcoy. No me pueden exigir lo mismo. Nos piden que cumplamos los mismos plazos cuando solo tengo un administrativo», según el alcalde, Francisco Picazo, quien también quiso denunciar públicamente la escasez de datos sobre el covid que están recibiendo los pueblos pequeños. «Nadie me dice si van a vacunar o si aceptan las instalaciones que hemos ofrecido. Se me cae la cara de vergüenza por no poder explicar a los vecinos lo que está pasando. Solo existen las grandes ciudades».

Este tema ha vuelto a generar un conflicto entre los grupos políticos de la Diputación. Toni Francés, portavoz socialista, exigió a Carlos Mazón soluciones urgentes ante lo que considera «una gestión vergonzosa y un nuevo capítulo de la incompetencia del gobierno de PP y Ciudadanos». Desde las filas socialistas denunciaron que un año y medio después de que se produjera la DANA en la provincia, los ayuntamientos «no solo no han recibido ni un euro de la Diputación de la ayuda prometida en su momento, sino que, además, la tardanza hace peligrar las ayudas del Gobierno para los pueblos más pequeños».

Por su parte, el diputado del área, Alejandro Morant, aseguró que se ha trabajado con la máxima rapidez y que la Diputación ya advirtió previamente a los ayuntamientos de que debían solicitar ayudas para financiar el 100% de la obra al comprobar que el plazo del Gobierno «era muy restrictivo». Morant ha pedido insistentemente al socialista Toni Francés «que exija al Gobierno una ampliación de los plazos para que ningún ayuntamiento tenga que renunciar».

Una vez cerrado el periodo para las solicitudes por parte de la institución provincial, solo un municipio de un total de 40 ha presentado la documentación completa y en estos momentos se está procediendo a la subsanación de errores.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats