30% DTO ANUAL 24,50€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La protesta de la izquierda contra la gestión de Mazón une a más de 100 municipios de la provincia

Los portavoces de PSPV y Compromís en la Diputación movilizan a alcaldes y concejales de la mayoría de pueblos para denunciar el boicot del Partido Popular al Fondo de Cooperación y exigir el desbloqueo de las obras pendientes de ejecución

Concentraciones de los concejales del PSPV y Compromís en Elche.

Concentraciones de los concejales del PSPV y Compromís en Elche.

El PSPV y Compromís trasladaron el viernes de norte a sur de la provincia sus críticas hacia la gestión de Carlos Mazón como presidente de la Diputación de Alicante. A través de concentraciones en más de cien ayuntamientos, los grupos de la izquierda impulsaron una estrategia que fue secundada ampliamente por los concejales y alcaldes de la provincia. Con ello, los dirigentes municipales también se subieron al carro del enfrentamiento que los grupos del Botànic mantienen contra la gestión de Carlos Mazón, ahora que ha despegado su carrera para convertirse en el nuevo presidente regional del partido.

La idea partió de los portavoces del PSPV y de Compromís en la Diputación, Toni Francés y Gerard Fullana, para evidenciar un golpe de unidad de la izquierda ante lo que consideran «un ataque sin paliativos» por parte del PP a la libertad y la autonomía de los ayuntamientos alicantinos. Con estos argumentos, los grupos movilizaron a sus representantes para dar a conocer la necesidad que tienen los ayuntamientos de que la Diputación de Alicante se sume al Fondo de Cooperación para recibir 13,7 millones con total libertad de gasto. Este año será el quinto en el que las poblaciones de la Comunidad reciban de la Generalitat las inversiones de este programa autonómico sin que la provincia se haya sumado. Eso deja casi 70 millones menos en este territorio. En este contexto, los concejales socialistas y nacionalistas quisieron plantarse ante la desventaja en la que se encuentran, según alegaron, frente a los ayuntamientos de las provincias de Valencia y Castellón, cuyas diputaciones no solo participan en este fondo, sino que, como es el caso de la Diputación de Valencia, hasta triplica su asignación. A su vez, el mensaje giró en torno a tres ejes: «Zaplanismo, corrupción y conflicto» para dar más carga de profundidad al ataque contra Carlos Mazón y sacar, a su vez, este debate de las paredes del Palacio Provincial.

La protesta de la izquierda contra la gestión de Mazón une a más de 100 municipios de la provincia

Bajo diferentes lemas como «más libertad para los pueblos», «cinco años sin el Fondo de Cooperación de la Diputación de Alicante» o «por una Diputación más útil», alcaldes, portavoces y concejales socialistas y de Compromís -a los que se sumaron en algunos municipios ediles de otros partidos- pidieron, además, una gestión más ágil y eficaz de los fondos destinados a los consistorios y exigieron al PP que se tomen las medidas necesarias de manera urgente para desbloquear todas las obras y proyectos que la Diputación ha aprobado, pero que no se han llegado a ejecutar. Y es que, después del Fondo de Cooperación, el colapso en la resolución de los proyectos fue el tema más criticado. En opinión de diferentes cargos de las comarcas como la Marina Baixa, el Vinalopó o l’Alcoià, la «ínfima» ejecución de las obras y los retrasos en hacer llegar los fondos son «piedras en el camino del trabajo a los ayuntamientos, y cada vez de mayor calibre». Una vez que la organización comprobó la respuesta de los municipios, los portavoces Toni Francés y Gerard Fullana mostraron su satisfacción y destacaron que «la capacidad de que más de cien localidades alicantinas tengan un mensaje unido es más potente que cualquier propaganda que haga el PP».

Para Toni Francés, portavoz socialista, esta concentración tenía la finalidad de que la provincia «deje de ser de segunda» y, a su vez, conseguir que los ayuntamientos tengan más libertad y capacidad de dedicar los recursos a lo que consideren prioritario. Por su parte, el portavoz de Compromís, Gerard Fullana, apuntó que «Alicante quiere mirar hacia el futuro, y no hacia el pasado zaplanista», para añadir que es necesaria una Diputación «que se encargue de solucionar problemas y no de crearlos».

PP y Cs anuncian las primeras ayudas del Plan +Cerca

Los populares tratan de neutralizar las concentraciones y dicen que «no interesa a nadie» el Fondo de Cooperación 

El PP trató de neutralizar la protesta del PSPV y Compromís a través de diferentes acciones. Por un lado, lanzó a través de las redes un vídeo en el que informaban de las inversiones como el Plan Planifica, el +Cerca, el +Deporte o las ayudas a autónomos y pymes. 

La Diputación de Alicante también dio a conocer que ya ha iniciado la resolución del Plan +Cerca con la aprobación de las primeras ayudas solicitadas por los ayuntamientos, en este caso para la línea dirigida a gasto corriente. La Comisión de Infraestructuras y Asistencia a Municipios ha dado el visto bueno esta semana a estas subvenciones, que deben ser ratificadas la próxima semana por el pleno y que ascienden a cerca de cuatro millones de euros. Un total 42 municipios se beneficiarán del primer paquete de ayudas del programa, dotado en su conjunto con 29,8 millones de euros, según explicó el diputado de Infraestructuras, Javier Gutiérrez. El reparto de los más de 29 millones del plan entre los 141 municipios de la provincia se ha realizado siguiendo, principalmente, los criterios de población. Por su parte, el diputado y coordinador provincial del PP, Juanfran Pérez Llorca, hizo referencia a las protestas de la oposición y afirmó que las concentraciones no tuvieron ningún eco en la provincia, añadiendo que los ediles del PSPV y Compromís salieron a las puertas de los ayuntamientos para intentar «crear guerra» en un tema como el Fondo de Cooperación, que, en su opinión, «no le interesa a nadie».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats