Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Consell ratifica la Estrategia Valenciana para las Violencias Sexuales

El documento, el primero de estas características que existe en la Comunidad Valenciana, incluye 183 medidas a ejecutar desde el Consell

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra

El pleno del Consell ha ratificado la I Estrategia Valenciana contra las Violencias Sexuales, con la que el Gobierno valenciano pretende dotarse de un instrumento trasversal que permita erradicar este tipo de agresiones, atender a las mujeres supervivientes y establecer mecanismos de prevención.

La estrategia es fruto de una tarea iniciada por un grupo de trabajo de la comisión de seguimiento del Pacto, junto con aportaciones de entidades sociales especializadas en el ámbito de las violencias sexuales y de todas las consellerias dentro de sus competencias.

El texto cuenta con tres ejes que se estructuran en 10 ámbitos, 53 objetivos y 183 medidas con las que se pretende unir esfuerzos, coordinar y reforzar las estructuras existentes de atención integral a la víctima, y activar mecanismos de prevención, detección y derivación al recurso asistencial adecuado.

La última macroencuesta de violencia contra la mujer, de 2019, realizada por la Delegación de Gobierno contra la Violencia de Género, refleja que el 60,5 por ciento de las mujeres de entre 16 y 24 años dicen haber sufrido algún tipo de agresión sexual o que el 81,2 por ciento de las violaciones se producen por hombres que la víctima conoce.

La estrategia, que es la primera de estas características en la Comunidad Valenciana, tiene como uno de sus ejes fundamentales trabajar con las mujeres víctimas de las violencias sexuales para que devengan supervivientes, a través de medidas de intervención, acompañamiento y recuperación, en casos de las diferentes manifestaciones de violencias sexuales, como son el acoso, abusos y las agresiones sexuales, la mutilación genital femenina o la explotación sexual.

Una de las medida incluye el desarrollo de un programa de atención e itinerarios de acompañamiento y alternativa sociolaboral y residencial para mujeres prostituidas, que se suma a la puesta en marcha, a través de la renta valenciana de inclusión, de una prestación para aquellas mujeres que se comprometan a un itinerario de inclusión social que incluya salir de la prostitución.

La estrategia también incluye medidas de información, sensibilización y prevención, con las que se pretende tratar las violencias sexuales como una problemática estructural y social, donde la educación constituye una herramienta esencial para deconstruir y atacar las actitudes que la fomentan.

En este sentido, una de las medidas incluidas es introducir la educación afectivosexual obligatoria en el currículum de todas las etapas educativas, a partir de los seis años.

En el ámbito de la prevención, también aborda la necesidad de trabajar en medidas educativas y de sensibilización en el ámbito de la educación no formal así como en ámbitos como son el sociolaboral, el afectivo, el laboral o en el espacio público.

La investigación, la formación y la detección serán otros de los aspectos que se trabajen porque resulta fundamental disponer de datos, instrumentos y también profesionales que estén capacitadas para identificar y detectar los signos de alarma.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats