Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una encuesta da un aprobado justo al Botànic en buen gobierno

Obtiene buena nota en el estudio avalado por la UE, pero peor que País Vasco o Navarra

Paseo Marítimo de València en una imagen de archivo.

Paseo Marítimo de València en una imagen de archivo.

La ciudadanía valenciana tiene una buena opinión del Gobierno del Botànic y le concede un aprobado raspado. Aunque no está entre los ejecutivos autonómicos mejor valorados, según revela el Índice Europeo de Calidad de los Gobiernos Subnacionales. Un trabajo que ha realizado periódicamente desde 2010 la Universidad sueca de Gotemburgo. La última edición, de 2021, ha sido dirigida por los investigadores Nicholas Charron, Monika Bauhr y el oscense Víctor Lapuente.

Este índice [European Quality of Government Index (EQI)] está avalado por la Comisión Europea y es el resultado de una de las mayores encuestas que se realizan en el viejo continente ya que se recogen y miden las opiniones de hasta 129.000 personas. Un total de 10.409 encuestados en España en la edición de 2021, a la que precedieron encuestas en los años 2010, 2013 y 2017.

Estas sucesivas ediciones del EQI también permite comparar las percepciones que tienen de sus ejecutivos regionales los ciudadanos de 208 territorios de los 27 Estados miembros de la Unión Europea.

Y también permite detectar la opinión que tienen los valencianos y las valencianas de la Administración autonómica que ha mejorado en 2021 respecto a las opiniones que se recogieron en las tres anteriores ediciones del estudio. Si en 2010, el Gobierno valenciano lograba un 0,1, suspendió en 2013 con una puntuación de -0,217 en 2013, que empeoró en 2017 hasta -0,358 y ha remontado hasta los 0,283 de la encuesta de 2021. En esta clasificación el ejecutivo autonómico mejor valorado es el del País Vasco (0,9 puntos) en 2021, seguido de La Rioja (0,845 puntos) y Navarra (0,712 puntos). A nivel europeo, Finlandia, Dinamarca y Suecia son los países que mejor valoran a sus gobiernos a los que conceden entre 2,8 y hasta 1,8 puntos. Los ejecutivos de algunas regiones de Bulgaria, Rumanía e Italia son los que peor puntuación obtienen ya que alcanzan los dos puntos negativos.

Esta puntuación que calcula la investigación de la universidad de Goteburgo se obtiene al realizar preguntas a los encuestados sobre tres cuestiones: la calidad de los servicios que presta la autonomía, su imparcialidad y el nivel de corrupción (entendido en el informe como el uso y abuso del poder público para fines particulares). Sobre la calidad de lo servicios, los valencianos han pasado de los 0,2 puntos que concedían a la sanidad y la educación en 2010, que llegó a valores negativos de -0,3 puntos en 2013, mejoró hasta los 0,016 en 2017 y se ha recuperado hasta los 0,273 puntos en 2021.

La percepción de la corrupción también ha descendido desde el pico de 2017 con -0,5 puntos a -0,07 de 2021 (niveles similares a 2013).

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats