Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

A la caza de candidatos: PP y PSPV buscan cabezas de lista en seis ciudades clave

Los socialistas deben definir alcaldables para Alicante y Benidorm, mientras los populares tienen el foco en Alcoy, Orihuela, Villena y Dénia

A la izquierda, el presidente del Partido Popular de la Comunidad, Carlos Mazón. A la derecha, el secretario general del PSPV-PSOE, Ximo Puig. Información

Las dos fuerzas políticas con mayor representación en la provincia de Alicante y la Comunidad estudian al milímetro las candidaturas con las que concurrirán a los próximos comicios municipales con el foco puesto, especialmente, en seis ciudades estratégicas. El PSPV-PSOE y el PP todavía no han desvelado los cabezas de cartel con los que se presentarán en una serie de cabeceras de comarca que, además, podrían resultar claves para condicionar los equilibrios en la Diputación. Todo después de que el resultado de la última cita con las urnas, la de 2019, provocara un empate de escaños en la institución provincial, un 14 a 14 que dejó la decisión final en manos de Cs.

Frente al proceso electoral que tendrá lugar el 20 de mayo de 2023, Alicante y Benidorm son dos de las principales ciudades en las que el partido que lidera Ximo Puig no parece tener decidido el nombre que se pondrá al frente del proyecto socialista. En el caso de la formación que dirige Carlos Mazón, las incógnitas se circunscriben a Alcoy, Orihuela, Villena y Dénia. En el primer caso, el de l’Alcoià, no se ha acabado de descartar que el actual portavoz repita como número uno. En el resto, se da por hecho que las presentaciones incluirán caras nuevas. En cualquier caso, los plazos para dar a conocer los nombres de los protagonistas son, en un partido y otro, muy similares. El PSPV-PSOE quiere tenerlo resuelto en septiembre. El PP, por su parte, antes del día de la Comunidad, el 9 d’Octubre.

La capital provincial, gobernada en la actualidad por Luis Barcala (PP) es una de las plazas en la que los socialistas quieren echar toda la carne en el asador. Se daba por descontado que Francesc Sanguino, apartado ahora de la potavocía municipal, no repetiría en 2023. De hecho, hace meses que se empezaron a barajar nombres alternativos, pero ahora el tiempo apremia. La reciente crisis registrada en la agrupación municipal empuja a la necesidad de forjar un liderazgo claro con la vista puesta en las elecciones. La portavoz socialista en las Cortes, la exalcaldesa de Sax, Ana Barceló, y la consellera de Innovación, Josefina Bueno, son dos de los nombres que más han venido sonando. Perfiles que podrían ser los que acaben disputando el liderazgo a la derecha en el municipio de mayor población de la Comunidad gobernado por el PP. 

Seleccionar un buen candidato a la Alcaldía de Benidorm es otra de las prioridades para los socialistas. Cristina Escoda, arropada por importantes apellidos como la familia de Leire Pajín, Encarna Llinares o el clan del exalcalde Agustín Navarro, podría ser la opción natural. Ella ha confirmado su intención de concurrir a las primarias tras ganar la batalla interna por la secretaría general de Benidorm. Con todo, está por ver si, finalmente, se sacan las urnas internas. La consigna que emana del PSPV-PSOE pasa por apelar a la unidad, evitar rivalidades . No se descarta, por tanto, que se acabe arropando a un candidato alternativo de consenso.  

Diputado

Reforzar su apoyo electoral en el Alto Vinalopó, con Villena a la cabeza, es una de las obsesiones para el PP.En los pasados comicios, los populares perdieron un diputado provincial en esa demarcación por apenas una veintena de votos; pérdida que rentabilizó el PSOE, sumando una plaza en la corporación provincial. De ahí que se mantengan abiertas las opciones para la designación del nuevo alcaldable. Orihuela es, igualmente, otra de los territorios clave. La situación del partido a nivel orgánico ha sido caótica por el enfrentamiento entre el que era alcalde, Emilio Bascuñana, y el presidente orgánico, Dámaso Aparicio. Hasta el punto que Mazón dio un golpe de efecto e impuso una gestora. Todo con el agravante de que, además, se ha perdido la Alcaldía por una moción de censura y la vara demando la ostenta ahora la socialista Carolina Gracia. Entre los nombres que suenan como posibles candidatos del PP para 2023 se incluye el de Pepe Vegara, presidente de la Asociación de Moros y Cristianos. 

Unificar a las diferentes familias del PP en Orihuela es la estrategia que está siguiendo Mazón y es la misma que se planifica en Alcoy, abriendo la puerta a quienes se marcharon durante un tiempo a Cs, como el exalcalde Jorge Sedano. Todo para reunificar a la derecha en torno a un candidato que no está definido. Con todo, la continuidad de Quique Ruiz como cabeza de lista no se descarta, pero fuentes del partido admiten que se han estudiado alternativas. 

También en Dénia se pretende un cambio. El partido cuenta en ese consistorio con la misma representación que Compromís, es decir, solo tres concejales, frente a los 12 que suma el PSOE. De ahí que se busque reforzar la candidatura para intentar crecer. 

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats