A la hora de perder peso cualquier ayuda es bien recibida. Algunas personas adoptan ciertas dietas para perder peso que se convierten en auténticas filosofías de vida. Este es el caso de la dieta paleo. Un régimen alimenticio centrado en comer lo mismo que comían nuestros ancestros hace miles de años. Como todas las dietas, cuenta con muchos amantes y también con muchos detractores. Algunos, optan por seguirla solo en ciertos momentos, por ejemplo durante la cena. Si tu también sientes curiosidad por conocer todos los detalles de la dieta del paleolítico aquí te contamos todos los detalles.

¿Qué es la dieta paleo?

La dieta paleo es un régimen basado en el consumo de los alimentos que ya tomaban nuestros antepasados en la era Paleolítica. Por lo tanto, esta dieta indica que podemos comer los alimentos que el hombre ya tomaba antes de que surgiera la agricultura. También recibe otros nombres como dieta de la Edad de Piedra o dieta cavernícola.

Las carnes magras están permitidas en la dieta paleo Pixabay

¿Qué alimentos puedes comer en la dieta del Paleolítico?

La dieta paleo está basada en el consumo de pescados, carnes, frutas y verduras, es decir, todo lo que en el pasado se podía obtener a través de la caza, la pesca y la recolección.

¿Qué alimentos están prohibidos en la dieta paleolítica?

 La dieta paleolítica desaconseja el consumo de los productos lácteos, las legumbres, las patatas y los granos. Por supuesto, todos los alimentos procesados y los azúcares también están prohibidos en este régimen.

Contraindicaciones de la dieta paleo

Los expertos señalan que excluir ciertos alimentos como los lácteos o las legumbres pueden generar carencias en la alimentación, por ejemplo en lo que al calcio se refiere. No consumir lácteos durante un periodo de tiempo largo puede conllevar problemas en los huesos y en los dientes. Además, está contraindicada en mujeres embarazadas y en personas con problemas renales.

Las mejores dietas para adelgazar

Si quieres perder peso y la dieta paleo no te convence, no preocupes, te proponemos otras dietas para adelgazar que pueden adaptarse más a tu ritmo de vida. Puedes probar durante unos días con la dieta del yogur o con el régimen del limón. Ambas son dietas de corta duración y no es recomendable alargarlas en el tiempo.

Te puede interesar:

Si realmente quieres perder de forma sana y para siempre esos kilos de más y no recuperarlos debes seguir una dieta saludable y equilibrada y realizar ejercicio físico de forma habitual. Solo la combinación de estos hábitos de vida saludables harán que luzcas una figura envidiable.