Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Seis heridos y cuatro detenidos en una reyerta en Villena

Una riña multitudinaria en el barrio "El Poblao" entre miembros del mismo clan familiar deja a un menor grave, tras recibir una cuchillada en el pulmón, y a un agente de la Policía Local con la mano rota

Despliegue de la Guardia Civil en "El Poblao" de Villena ÁXEL ÁLVAREZ

El barrio de San Francisco de Asís de Villena, conocido popularmente como "El Poblao", ha sido escenario de una nueva reyerta con armas y heridos. En esta ocasión se han enfrentado dos facciones del mismo clan por motivos que podrían guardar relación con una disputa familiar. El balance final del altercado ha sido de cinco heridos de diversa consideración y cuatro detenidos. Tres de ellos ya se encuentran en prisión provisional y el cuarto, que fue arrestado por la Guardia Civil el pasado lunes, ha quedado en libertad con cargos tras prestar declaración ante el juez que lleva el caso.

Los hechos se produjeron sobre las once de la noche del pasado miércoles y al lugar acudieron todas las patrullas operativas de la Policía Local y Guardia Civil para evitar que la riña tumultuaria tuviera trágicas consecuencias. De hecho, un joven de 17 años tuvo que ser trasladado al Hospital General Universitario de Alicante para ser operado de urgencia por la herida con arma blanca que le perforó el pulmón.

Otros dos implicados en la pelea fueron atendidos inicialmente en el centro de salud de Villena, siendo uno de ellos trasladado al Hospital General Universitario de Elda. En la misma madrugada del viernes recibieron el alta médica otros dos hombres que recibieron curas de urgencia en el Hospital de Elda y en el Punto de Atención Continuada del centro de salud de Villena. El sexto herido fue un agente de la Policía Local de Villena. Ha sufrido fractura en una mano tras recibir un golpe con un bate de béisbol cuando trataba de proteger a uno de los amenazados en los momentos iniciales de la disputa.

Las investigaciones llevadas a cabo por el equipo de la Policía Judicial de Villena han permitido aclarar las circuntancias de las agresiones y detener a los presuntos autores. En los primeros momentos la Guardia Civil tuvo que desplegar en el barrio varias unidades de la USECIC procedentes de la Comandancia de Alicante y, en la actualidad, mantiene activa una discreta vigilancia para evitar nuevas agresiones en busca de venganza.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats