Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El interventor criticado por paralizar el Ayuntamiento de Crevillent llega a Orihuela

El Ministerio de Administraciones Públicas nombra para la plaza a Fernando Urruticoechea, quien protagonizó un programa de «Salvados» sobre corrupción

Fernando Urruticoechea. la sexta

El Ayuntamiento de Orihuela contará en las próximas semanas con un interventor de carrera. Se trata de Fernando Urruticoechea, quien hasta ahora había ocupado esta misma plaza pero en el consistorio de Crevillent, donde ha mantenido un importante enfrentamiento con el alcalde de este municipio, César Asencio, quien achacó la paralización económica de su administración a la supuesta «dejadez» de éste. Urruticoechea, conocido por participar además en un programa de «Salvados» de La Sexta para denunciar la corrupción política, comenzará a trabajar en esta ciudad después de que el Ministerio de Administraciones Públicas le notificara su nuevo destino.

Además de aspirar a la plaza de Orihuela, el alto funcionario se postuló también para cubrir el mismo puesto en la ciudad de Ceuta, aunque el Ayuntamiento oriolano era su primera opción, máxime porque el alcalde ceutí se oponía a su llegada. Fernando Urruticoechea se entrevistó hace algunas semanas con el primer edil de Orihuela, el ecologista Monserrate Guillén, para conocer de forma más directa el trabajo en el consistorio oriolano.

El interventor ha mantenido una tensa relación con el alcalde de Crevillent durante el último año, hasta el punto que llegó a denunciar públicamente la «presión laboral» que sufría en la administración crevillentina, mientras el regidor de esta localidad lo acusaba de «no cumplir con sus obligaciones». Las tensas relaciones entre ambos acabaron con una larga baja del funcionario.

Polémica

En Orihuela, la plaza de interventor también ha estado durante años ligada a la polémica. José Manuel Espinosa, quien ocupó el cargo durante el mandato de José Manuel Medina, estuvo imputado por irregularidades como haber endosado pagarés municipales por obras que no se habían realizado. Su sucesor en el cargo fue Javier Cifuentes, quien fue designado por el Ayuntamiento de Orihuela aunque carecía de habilitación, es decir, que ningún funcionario de carrera había solicitado este puesto y por ello realizaba el trabajo. Ahora, Cifuentes cederá el cargo a Urruticoechea.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats