Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Joaquín Melgarejo: «La Vega Baja tiene un grave problema de calidad de agua»

El catedrático de Historia e Instituciones Económicas es uno de los mayores expertos en temas relacionados con el agua

Joaquín Melgarejo: «La Vega Baja tiene un grave problema de calidad de agua»

Joaquín Melgarejo: «La Vega Baja tiene un grave problema de calidad de agua»

Persona de trato fácil y siempre dispuesto a hablar durante horas de un tema que le fascina, el del agua, o la falta de este recurso más bien y de sus soluciones, pide una mayor concienciación a todos, administraciones y ciudadanos, sobre la imperiosa necesidad de reutilizar los escasos recursos hídricos de los que disponemos. De esto mismo, de la economía circular, basó la ponencia marco que impartió el pasado jueves en la inauguración del primer Congreso Nacional del Agua que se ha celebrado en el auditorio de La Lonja de Orihuela. Melgarejo considera que se puede gestionar de forma más eficaz el tema hídrico.

Se acaba de clausurar el primer Congreso Nacional del Agua que con tanto esmero ha preparado el Instituto Universitario del Agua y las Ciencias Ambientales. ¿Está satisfecho con los resultados?

Las percepciones que tenemos son excelentes. Las ponencias han sido del máximo nivel. Han estado representadas 23 universidades, por eso hablamos de congreso nacional, y cuatro grandes empresas públicas y privadas, algunas multinacionales. Se han visto temas de tecnologías referidas al sector agrario y cómo afectan a la innovación y a la sostenibilidad, que eran los lemas del congreso de este año. Se han aportado ideas y soluciones a los problemas hídricos que tenemos.

Precisamente entre las conclusiones del congreso los expertos han destacado que los agricultores de la provincia podrán ahorrar mucha agua si utilizan nuevas técnicas de riego.

Sí. Hay un margen importante para el ahorro de agua utilizando esa tecnología que ya pueden tener a su disposición. Aunque, eso sí, tiene un mayor coste energético por lo que estamos buscando soluciones para que ambos fenómenos, agua y energía, se materialicen de una manera más eficiente. Y hay tecnologías que no salen caras si lo comparamos con la mayor producción que permiten, o el ahorro en pesticidas. Y hay que concienciar sobre la reutilización del agua.

¿Hay una solución definitiva al déficit hídrico?

No hay una solución, hay muchas que se deben combinar. Al uso de las nuevas técnicas de riego, hay que sumarle la desalación y los trasvases.

Entonces es irrenunciable el uso de esas infraestructuras para garantizar el suministro...

Seguimos necesitando en las provincias de Alicante, Murcia y Almería nuevas infraestructuras. En el Pacto Provincial por el Agua nosotros reclamábamos, y creemos que es fundamental, que el agua desalinizada de Torrevieja, aparte de ir al embalse de La Pedrera, fuera desde allí al embalse de Crevillent y, de esta manera, un gran consumidor como es Riegos de Levante Margen Izquierda podría recibirla, ya que solo tienen el agua del trasvase y las aguas de las elevaciones de El Hondo, que no son de muy buena calidad. Para ver su utilidad se tendría que hacer un estudio. Pero hay un problema administrativo y otro de infraestructuras. Podríamos estar hablando de 10 o 15 hm3 que podrían ir al Campo de Elche.

Y en la Vega Baja, ¿qué se necesitaría?

Habría que mejorar, sobre todo, las cuestiones de calidad del agua. Que el agua que discurre por el río tenga la mejor calidad posible y que en las acequias se sea más cuidadoso, por la contaminación al regar. Yo siempre insisto en que habría que hacer ya un estudio y análisis del acuífero que hay debajo de la Vega Baja. Ver cómo hacerlo sostenible y cómo explotar ese acuífero, ya que se podría hacer una desaladora del mismo, que sería una desalobradora,y que le quitáramos los componentes de contaminación que tiene como consecuencia del riego repetitivo con herbicidas y pesticidas, que van al acuífero por el drenaje. Sería un revitalizador porque esa misma agua la podríamos volver a elevar y en los azudes que hay aguas arriba en Orihuela volverlo a verter y que aparezca en las acequias y en el propio río como unas aguas limpias. Pero para ello hay que hacer un estudio de su viabilidad económica y que se impliquen las administraciones.Si no lo estudiamos se quedará en el mundo de las ideas, como tantas otras, como una posibilidad sin ir más allá. Sería una más de las soluciones a la escasez y calidad del agua.

Se cumplen 40 años del trasvase Tajo-Segura en unos momentos en los que hay quienes quieren acabar con él.

Para nosotros sigue siendo vital, nunca debemos perder esta perspectiva y las incertidumbres que se ciernen sobre él siempre son por razones institucionales, no hidrológicas ni económicas.

La interconexión de cuencas, de la que tanta se habló hace años, ¿podría soliviantar los recursos hídricos que faltan en el Levante?

La interconexión de cuencas es necesaria. El grave problema que hay en España no es de agua, es de infraestructuras y de cuestiones territoriales, de cómo se ha configurado el país. Las comunidades autónomas no tienen competencia sobre el agua, donde los ríos pasan por más de una región, es el Ministerio. Debe tomar decisiones para redotar el trasvase Tajo-Segura que está dimensionado en su origen para 600 hm3 y de media ha tenido, en estos 40 años, 330. Nos faltan 200 hm3 de lo que estaba previsto y, a pesar de ello, hemos estado subsistiendo y generando mucha actividad y riqueza. Esos 200 hm3 podrían venir del Ebro medio o el bajo o del Tajo medio. Hay muchas opciones estudiadas y que serían viables económica y ambientalmente, sin perjudicar a las cuencas cedentes. La cuenca del Segura tiene un déficit reconocido de 400 hm3 y la provincia tiene parte importante de ese déficit.

¿Es partidario de la desalinización del agua?

La desalación es extraordinaria, pero lo que no debemos hacer es sustituir con las desalinizadoras el agua del trasvase o la superficial. Eso es un error gigante porque no es viable ni económica, porque cuesta 4 veces más, ni ambientalmente por el coste energético. Pero sí es un complemento y una ayuda a la escasez hídrica.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats