Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Buscando a Salzillo por toda la Vega Baja

Mariano Cecilia y Gemma Ruiz tratan de identificar obras de imaginería religiosa en templos de la comarca

Los investigadores Mariano Cecilia y Gemma Ruiz observando legajos de un archivo. TONY SEVILLA

Los investigadores Mariano Cecilia y Gemma Ruiz observando legajos de un archivo. TONY SEVILLA

Distribuidas en los templos parroquiales bajo el anonimato. Otras, con autor atribuido, destacando el nombre del imaginero murciano Francisco Salzillo y Alcaraz. La incógnita sobre la autoría de numerosas tallas ha llevado a Mariano Cecilia, director técnico del Museo de Arte Sacro de Orihuela, y a la conservadora Gemma Ruiz a desarrollar trabajos de investigación para resolver la supuesta firma de varias imágenes que se veneran en la comarca.

Una de las líneas de investigación que siguen estos apasionados de la Historia y el Arte es la de documentar la obra del escultor Francisco Salzillo, «ante las atribuciones sin fundamento que últimamente se vienen dando y que están falsificando la historia del arte», concretan los historiadores oriolanos.

Las tallas sobre las que actualmente están plasmando sus estudios son la de San Francisco de Paula, que se encuentra en la capilla de la Inmaculada de la iglesia de Almoradí y la del niño Jesús de la iglesia parroquial de San Miguel Arcángel de Daya Nueva. También han analizado el Cristo de Zalamea de Orihuela, «que ya atribuimos a Salzillo, por sus paralelismos con el Cristo del Perdón de Murcia, que fue estudiado por el máximo conocedor de la obra de Salzillo, el profesor Cristóbal Belda, que lo situó desde el punto de vista cronológico hacia 1775», explica Cecilia.

Los investigadores han documentado la autoría del imaginero murcianode la Virgen de los Dolores que da nombre al municipio

Imaginería salzillesca

Muchas de las obras de imaginería del territorio del Bajo Segura se vinculan a las manos del escultor barroco más representativo del siglo XVIII español. Una interesante muestra salzillesca se localiza, de manera significativa, en Orihuela, entre las que destacan «la Sagrada Familia, el Cristo de la Agonía, Nuestro Padre Jesús de la Caída, el Ecce Homo, el Lavatorio, la Virgen del Carmen, entre otras», apuntan los estudiosos.

La atribución hay que demostrarla, como hicieron con la autoría de la Virgen de Nuestra Señora de los Dolores, que acoge la iglesia arciprestal de la Villa de Dolores. Esta imagen es una de las últimas que hay confirmada por parte de Gemma y Mariano, incorporándose al conjunto artístico escultórico de Salzillo.

Este grupo escultórico, que lo sitúan entre los años 1742 y 1748, se atribuyó siempre a Salzillo por razones estilísticas, «pero era necesario concretar su cronología y, por supuesto, acreditar documentalmente su autoría», asegura la conservadora Ruiz, incidiendo en que «el primer dato que localizamos es que en 1742 se comenzó a recoger limosnas para su realización y el siguiente, en 1748, que ya se había realizado por el escultor murciano». Por tanto, «ya no se puede hablar de atribución dado que hemos documentado que la obra es de Francisco Salzillo».

Esta autentificación de la autoría de la Virgen de los Dolores, que da nombre a la localidad por la devoción del cardenal Belluga a la imagen, «la documentamos enmarcándola en su contexto temporal y espacial, en relación a la construcción del templo donde se veneró hasta la actualidad y a la propia obra del escultor, en concreto a su particular iconografía de la Piedad o Virgen de las Angustias, puesto que la obra conservada en Dolores es fruto de la evolución de esta iconografía en la obra de Salzillo, cuya primera realización es la Virgen de las Angustias de Murcia», argumentan los autores oriolanos después de años de investigación.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats