Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Orihuela

Cs y PP no se cierran a la firma de un pacto tras repartir el alcalde las competencias

Emilio Bascuñana presentó ayer las concejalías correspondientes a los nueve concejales e iniciará la legislatura en minoría - Ciudadanos bloqueó el lunes la aprobación de sueldos

Parecía que se abría una brecha entre el grupo popular en el Ayuntamiento de Orihuela y Ciudadanos cuando el lunes, en el pleno de organización, la formación naranja votaba en contra -junto con PSOE y Cambiemos Orihuela- en el punto de los sueldos, retribuciones y compensaciones. Pero ni se rompieron tras el bloqueo de Ciudadanos, ni tampoco tras presentarse de forma oficial ayer el reparto del alcalde de las distintas concejalías.

El revés que sufría el PP podía entenderse como una ruptura de las negociaciones que desde hacía semanas se estaban produciendo entre ambas formaciones. El portavoz de Ciudadanos, José Aix, argumentaba el rechazo a la propuesta de Bascuñana acogiéndose al orden de los factores de los hechos. «Nos parece irresponsable hablar de retribuciones, de cifras, y no saber qué queremos hacer con esta ciudad, qué modelo de ciudad, y hacia donde vamos. Cuando se produzca ese debate de manera profunda y seria, podemos llegar a un acuerdo» comentaba el portavoz el lunes. Su homólogo popular, Rafael Almagro, calificaba tras el pleno esta postura como «estrategia», concepto empleado también ayer por el alcalde. Pese a este primer escollo al que se enfretaba Bascuñana y ante la posición adoptada por su socio preferente, Ciudadanos, ambos mantenían las negociaciones y las puertas abiertas a un futuro, más carcano que lejano, de un acuerdo. El PP -nueve concejales- necesita a Ciudadanos -cinco- para no gobernar en minoría -la mayoría son trece concejales.

El martes por la noche este diario, en su edición digital avanzaba el decreto mediante el cual, el alcalde de la ciudad repartía entre sus concejales las diferentes delegaciones y demostraba por tanto la necesidad de comenzar a andar -sin retribución económica- en la legislatura ante la ausencia de un acuerdo. El miércoles, toda la actividad política en Orihuela se detenía por la celebración del Día del «Pájaro», la festividad más importante. Ayer, Emilio Bascuñana acompañado de sus ocho concejales presentaba de forma oficial las competencias de cada concejal -y que ayer este diario desgranaba.

José Aix apuntaba ayer respecto al anuncio del reparto de delegación que «nos parece algo normal». «Después de un mes de la toma de la posesión como alcalde, lo normal es que reparta delegaciones y entendemos que Orihuela necesita esta decisión, es correcto» añadía. Por su parte, espera que este paso no influya en nada las conversaciones. «Dependerá de la voluntad de ellos [PP], para nosotros no es ningún problema, entendemos que el alcalde ha hecho lo que tenía que hacer, no condiciona nada. Habrá que ver si decide [el alcalde] continuar la comunicación con nosotros o por el contrario decide permanecer tal cual».

Margen de maniobra

«Hemos mantenido conversaciones con todos los grupos políticos, estamos abiertos a cualquier colaboración que sea beneficiosa para Orihuela, y por supuesto las mantengo de manera prioritaria con Ciudadanos» apuntaba ayer el primer edil. Respecto al argumento esgrimido por Aix para tumbar la propuesta de sueldos, Bascuñana aseguraba que «llevamos hablando de proyectos cuatro años y precisamente con Ciudadanos y gobernando en común -anterior legislatura. Los proyectos son compartidos, además del trabajo realizado, creo que ahora mismo estamos en una fase en la que se trata concretar no solo el fondo, que está bastante avanzado, sobre todo la forma».

El alcalde ha preferido mantenerse en la discreción en cuanto a las líneas y los obstáculos que le separan del acuerdo, mientras que en conversación de este diario con el portavoz de Ciudadanos, ha resaltado la cuestión organizativa interna del Ayuntamiento, reformar aspectos del área de urbanismo y además en materia de recursos humanos donde consideran que ha habido algunos conflictos por falta de coordinación.

Ciudadanos, igual que mantiene la puerta abierta a un gobierno de coalición, tampoco la cierra a, dado el caso, llevar a cabo su programa desde la oposición.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats