Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cs acusa al PP de ser«incapaz»de resolver el problema de gestión del Centro Oriol

La concejala añade que la única actuación reconocida de Baldó «es el alquiler de un local sin uso pero que se sigue pagando»

Boné, la directora del centro, y Baldó, ayer. | TONY SEVILLA

La concejala de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Orihuela Luisa Boné (Cs), salió al paso de las declaraciones que hizo su compañera del equipo de Gobierno Almudena Baldó (PP), en relación a la situación que atraviesa tanto el personal como los usuarios de la Residencia y del Centro Oriol. Baldó dijo que la falta de actuación de Recursos Humanos hacía «insostenible» la gestión del centro por falta de personal. Boné, dijo «entender perfectamente el enfado» de la edil responsable de la gestión de la Residencia y del Centro Oriol y «no voy a tener en cuenta sus palabras ya que estamos frente a un servicio esencial y muy sensible que lleva a cabo el cuidado directo de personas con diversidad funcional y haremos todo lo que esté en nuestras manos para solventar el problema de la falta de personal».

A última hora de ayer el gobierno local difundió una nota de prensa para rebajar el desencuentro y en la que aparecen ambas ediles junto a la directora del centro, con la que han mantenido una reunión y se dice que van a trabajar en conjunto para resolver los problemas de falta de personal del centro. Antes de esa comunicación, ayer por la mañana, Boné señalaba que «no le parece de recibo» que Baldó salga a criticar a «una compañera del equipo de gobierno ya que es conocedora del trabajo y del esfuerzo que se está haciendo desde Recursos Humanos para dotar con el personal necesario a todos los servicios municipales sin excepción y parece que el mundo entero menos ella tenga la culpa de los problemas de su Concejalía que ella es incapaz de resolver».

A juicio de la concejala la única gestión que Baldó ha impulsado directamente en relación al centro ha sido la de alquilar una casa en Hurchillo para convertirla en la residencia de los usuarios del Oriol y que tras formalizarlo no cumple las condiciones de habitabilidad exigidas para ese destino «y nos hemos quedado pagando y sin casa. Una gestión errónea por parte de la Concejala de Bienestar Social», en opinión de Boné. La Generalitat anunció en agosto pasado la compra del la antiguo asilo, ubicado en la calle Duque de Tamames, con este objetivo.

La concejala recordó que El Oriol -con una veintena de usuarios internos dependientes y cuarenta en terapia ocupacional- lastra un déficit de efectivos desde hace más de una década sin que «nadie» le haya puesto solución. El servicio ha venido cubriendo las bajas médicas y haciendo contratos temporales usando unas bolsas de trabajo «antiguas», de antes de 2010 y se han ido quedando desfasadas y no cuentan con aspirantes suficientes para cubrir las bajas médicas de las diferentes categorías.

La Concejalía de Recursos Humanos impulsó por el trámite de urgencia la creación de tres nuevas bolsas de trabajo -educador, cuidador y monitor- para dar cobertura «lo antes posible» a todas las necesidades del servicio. Las tres bolsas se encuentran en estos momentos publicadas y se espera puedan estar terminadas en el plazo de un mes.

La edil señaló que «al problema de la falta de personal» hay que sumarle el de la ubicación actual que tiene tanto la Residencia como el Centro Oriol. Antes de la DANA, los dos servicios compartían instalaciones, en un mismo edificio en el Palmeral de Orihuela y compartían el personal asignado a ambos servicios para atender a la totalidad de los usuarios.

Tras la DANA, los servicios se han visto separados, ubicándose el Centro de día en La Aparecida y la residencia propiedad de la Generalitat en Torrevieja, lo que obliga a aumentar el número de trabajadores.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats