La mesa de contratación del Ayuntamiento de Torrevieja ha descartado la oferta de la única empresa que se presentó para hacerse con el contrato de suministro de la nueva flota de autobuses del servicio de transporte urbano. El contrato está valorado en 16 millones de euros y debe entregar al Ayuntamiento una flota de 32 nuevos vehículos, para poner en marcha el nuevo servicio de bus urbano.

La mesa de contratación, tras asumir un informe del técnico del expediente, señala que la empresa incumple en su plica uno de los criterios de valoración que exige el pliego de condiciones. La empresa no ha podido avalar el exigente periodo de garantía que solicitaba el pliego para los camiones y otros aspectos del suministro de hasta diez años. Esa condición también ha sido la causa más probable de que solo una empresa del sector se presentara con su oferta al concurso.

Aunque el equipo de gobierno no ha informado sobre la decisión del órgano colegiado formados, entre otros por el director general de la Asesoría Jurídica y la directora general de Contratación, lo más probable es que el procedimiento vuelva a retomarse, seguramente con modificaciones en el pliego para que sea más accesible y rentable para los licitadores.

La firma descartada es Solaris Bus Ibérica. Del procedimiento que acaba de quedar desierto llamaba la atención que solo se hubiera presentado una mercantil pese a la entidad de la inversión municipal en el suministro. Y también que la empresa forme parte de los suministradores habituales de vehículos de la mercantil que realiza el servicio actualmente en la ciudad, la multinacional Avanza.