Empezar a comer sano es el mantra de muchos tras las fiestas navideñas. Más allá de las dietas, son muchos los que han incluido en sus propósitos del nuevo años adentrarse en el mundo del "realfooding". El nutricionista Carlos Ríos afamó este término que no es otra cosa que comer comida real y alejarse de los ultraprocesados.

"Si un producto tiene más de cinco ingredientes en la etiqueta, desconfía". Este es el consejo del nutricionista a sus millones de seguidores en redes sociales. Su labor de divulgación consiste, en gran parte, en enseñar a leer las etiquetas para entender cómo hay alimentos que tienen un porcentaje muy bajo de lo que dicen ser. Todos los alimentos que pasan su filtro y recomienda se agotan. Además, defiende la idea de que comer sano no es aburrido y ofrece muchas recetas a través de sus redes sociales con platos originales.

Pasos para comenzar con el realfooding

El propio Carlos Ríos explica en su página web cómo empezar a comer alimentos reales de forma progresiva y ver los efectos que esto provoca en el cuerpo y el organismo. Desafía a muchos de sus seguidores a hacer el reto 30 días para ir adentrándose en este mundo de forma progresiva.

  • Leer etiquetas. "Dale la vuelta al producto y si tiene azúcares añadidos, aceites vegetales, harinas, aditivos y sal = ultraprocesado", dice.
  • Calma. De la noche a la mañana no se puede cambiar los alimentos a los que estamos acostumbrados por otros nuevos. Hay que llevar a cabo un proceso de adaptación, por ejemplo, para pasar del sabor dulce del Colacao al fuerte y amargo del cacao puro.
  • Día a día. "Si en un momento determinado no tomamos la decisión más saludable, esto no tira por tierra todo el trabajo que hemos hecho. Lo importante es el día a día", explica el nutricionista en su página web.
  • Frutas y verduras. Incorporar frutas y verduras en todas las comidas facilita mucho el camino para llevar una dieta basada en comida real.
  • Planificación. Adaptar el reto de comer saludable implica organización. Cada uno debe adaptar la dieta a su estilo de vida y para ello debe planificar cada comida, empezando por la compra.