Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La gesta de Balmis se convierte en cómic

El CSIC rememora la expedición del médico alicantino en 1803 para llevar la vacuna de la viruela a América con un libro del dibujante Javier de Isusi y un monográfico

Viñeta con Balmis a la izquierda, Isabel Zendal y Gutiérrez Robredo.

Convertir una historia «alucinante» en un cómic «interesante» es el reto que asumió Javier de Isusi, Premio Nacional de Cómic 2020, a la hora de abordar la gesta del doctor alicantino Francisco Javier Balmis. El resultado es la novela gráfica El mar recordará nuestros nombres, en la que recoge en viñetas la primera campaña sanitaria de vacunación a nivel mundial que comenzó el 30 de noviembre de 1803 cuando del puerto de A Coruña partía la corbeta María Pita. En su interior viajan 22 niños con la misión de llevar en su propio cuerpo la vacuna de la viruela, una de las enfermedades más mortíferas de la humanidad, a América y Filipinas.

La Real Expedición Filantrópica de la Vacuna estuvo en activo durante casi nueve años, vacunó a centenares de miles de personas en su vuelta al mundo y sentó las bases de los primeros sistemas públicos de salud. Más de dos siglos después, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), el Ministerio de Ciencia e Innovación (MCIN) y Editorial Planeta conmemoran esta gesta sanitaria con el lanzamiento de este cómic y con La expedición de Balmis. Primer modelo de lucha global contra las pandemias, un libro monográfico coordinado por Susana Ramírez, de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), y prologado por el virólogo del CSIC Luis Enjuanes.

Maña de la expedición realizado por Javier de Isusi.

«La expedición, con sus luces y sus sombras, fue un esfuerzo admirable. ¿Qué ocurre? Que se produce a principios del siglo XIX y tiene elementos que pueden chocar viéndolos con ojos del siglo XXI», asegura Javier de Isusi. «Es cierto que se recurrió a niños para transportar la vacuna, pero no había otra forma mejor de hacerlo y se ofreció a los menores un futuro mejor del que hubieran tenido en España. La intención era verdaderamente filantrópica, pero topó con las realidades de entonces».

Sin embargo, el desafío era grande porque el margen para hacer el cómic era «cortísimo» y «la historia de la expedición da para una serie de televisión de varios capítulos». El dibujante afirma que «se merecía 300 páginas, y le hemos dedicado 90; por eso hay personajes y hechos que dan mucho de sí que se han tenido que quedar fuera».

Otro reto al que tuvo que enfrentarse el dibujante fue el de la ambientación. «Nunca había dibujado una historia que sucediera en esa época, ni barcos de vela o escenarios en los que no he estado».

Un modelo de comportamiento sanitario

El libro La expedición de Balmis. Primer modelo de lucha global contra las pandemias incluye una veintena de aportaciones de especialistas en historia, derecho, medicina o filología en los que se analizan las diferentes aristas de la expedición. El convulso contexto histórico, marcado por las revoluciones y los procesos de independencia americanos y europeos, o el legado de la campaña en la institucionalización de las vacunas y los sistemas públicos de salud son algunos de los temas abordados. El monográfico incluye también una cronología de la expedición y un completo perfil de Francisco Javier Balmis desde diferentes perspectivas, desde la médica hasta la militar, pasando por la política). «El libro es muy variado y también una belleza» señala Susana Ramírez en referencia a los numerosos grabados, pinturas, dibujos de la época y documentos históricos que ilustran sus páginas.

Encabezada por el médico alicantino Francisco Javier Balmis y Berenguer (Alicante, 1753 - Madrid, 1829), la expedición contó entre sus integrantes con Isabel Zendal (Santa Mariña de Prada, 1773 aprox.- Puebla de los Ángeles, México), encargada del cuidado de los menores y rectora de la Inclusa de A Coruña, y el también médico Josep Salvany y Lleopart (Barcelona, 1774-Cochabamba, Bolivia, 1810).

«La Expedición de Balmis fue una actividad sanitaria fundamental en la historia de la ciencia mundial», explica la investigadora de la UCM. «El propio Edward Jeneer, el descubridor de la vacuna de la viruela, dijo que esta empresa filantrópica debería pasar a los anales de la Historia. Sin embargo, la actividad sanitaria quedó camuflada por las luchas de independencia y no tuvo el reconocimiento que se merecía: España mandó salud a un imperio que se estaba viniendo abajo», añade la especialista.

«Precisamente, el objetivo de ambas publicaciones es dar a conocer al público estos hechos y a sus protagonistas, muchos de ellos anónimos», señala Pura Fernández, directora de Editorial CSIC y Cultura Científica y Ciencia Ciudadana del CSIC. Según el autor del cómic, «se trata de dos libros complementarios: uno centrado en los datos históricos y otro en el relato, en la dimensión de aventura de la campaña».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats