Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Casanova

Su último amor

Casanova

Casanova

Nos lleva al siglo XVIII de la mano de Casanova, conocido por su gusto por el placer y el juego, que llega a Londres después de haberse visto obligado a exiliarse. En esta ciudad que no conoce, el libertino se topará en repetidas ocasiones con una joven prostituta, Marianne de Charpillon, por la cual se siente tan atraído que se llega a olvidar del resto de mujeres. El mítico seductor estará dispuesto a todo para alcanzar sus fines pero Marianne se escapa siempre con evasivas de todo tipo. Ella le lanza un desafío a Casanova, según el cual ella no será suya hasta que él no deje de desearla.

Aventurero veneciano, ciudadano del mundo,, hijo del Siglo de las Luces, Casanova está obsesionado con el placer, el juego y la aventura. Esta última obsesión le lleva a Londres, una ciudad que nunca ha pisado y de la que no sabe nada, empezando por el idioma. El único lugar que conoce es el que le regaló en París su amigo, el cardenal de Bernis: el burdel más famoso y elegante de Londres, cuyo dueño francés se convertirá rápidamente en el amigo y partner in crime de Casanova. Charpillon lo invita a su casa para tener una reunión íntima, o eso cree él, ya que en realidad ella solo le propone asociarse en un asunto turbio. Está dispuesto a participar, solo para lograr su objetivo carnal, pero ella se las arregla para evitarlo, y continuará haciéndolo.

En palabras del director, Benoit Jacqot, Casanova (1725-1798) no es Don Juan. «La historia de su vida no es un catálogo de mujeres que se cuentan como presas. Amaba a las mujeres como a una amiga y la amistad es lo que quiere, esté o no enamorado. Casanova tuvo el talento de vivir dos veces: primero su propia existencia, intensamente, y luego, durante su miserable retiro en Bohemia, como creador de un mito de sí mismo al escribir sus memorias», afirmsa Jacqot.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats