Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La plaza Benissaidó de Alcoy, una ruina

Los vecinos reclaman el arreglo de la zona, totalmente degradada. El Ayuntamiento justifica el abandono en que es privada y pide la cesión a los dueños

Baches, jardines abandonados y coches mal aparcados.

Baches, jardines abandonados y coches mal aparcados. juani ruz

Un asfalto repleto de baches, jardines totalmente abandonados, farolas que no funcionan, vehículos que aparcan encima de las aceras por la falta de señalización... Ese es el estado en el que se encuentra la plaza Benissaidó de Alcoy, una degradación que vienen sufriendo los vecinos desde hace años y ante la que han dicho basta reclamando al Ayuntamiento la adopción de medidas. El problema radica en que la zona en cuestión es privada, motivo por el que desde el gobierno municipal se está solicitando la cesión a los propietarios.

La plaza, de gran extensión, se encuentra en el centro de una isla de edificios, justo al lado de la avenida Juan Gil Albert, y lo primero que llama la atención es la caótica situación de los estacionamientos, sin señalizar y con vehículos que aparcan de cualquier manera y por doquier. También el mal estado del firme, los jardines abandonados y la deficiente iluminación.

Los vecinos, hartos ya de este panorama, han llegado a presentar una moción ante el Ayuntamiento exponiendo sus quejas, y también instando al gobierno municipal a que llegue a un acuerdo con los propietarios para conseguir la titularidad pública.

El alcalde, Antonio Francés, ha reconocido la degradación de la zona, justificándola en que «el Ayuntamiento no puede actuar en un lugar privado». El problema se remonta a 1980, cuando a la conclusión de las obras de las viviendas no se realizó la correspondiente cesión al Ayuntamiento de la plaza. Francés destaca que se han mantenido reuniones con los propietarios «para instarles a una cesión, porque entendemos que no podemos negociar ninguna contraprestación». El objetivo es agotar todas las posibilidades antes de acudir a los tribunales, «lo que alargaría la solución del conflicto».

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats