Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las exportaciones alicantinas prolongan su caída por la pandemia

El volumen de ventas de las empresas de la provincia al exterior desciende un 26,4% en mayo. El calzado y el juguete logran contener el batacazo del mes de abril pero los envíos agrarios dejan de crecer

Las exportaciones alicantinas prolongan su caída por la pandemia Antonio Amorós

Las exportaciones alicantinas prolongaron en el mes de mayo el fuerte descenso que iniciaron con la puesta en marcha de las medidas de confinamiento adoptadas en todo el mundo para frenar al extensión del covid-19. En concreto, las ventas de las empresas de la provincia en el extranjero cayeron un 26,4%, al pasar de los 489,9 millones contabilizados el año pasado, a los 360 millones de este ejercicio. Una caída apenas dos puntos y medio inferior a la registrada en abril, el peor mes de la pandemia en España.

Eso sí, el inicio de la desescalada permitió que el sector industrial moderara notablemente el batacazo del mes anterior, aunque las ventas siguieron muy por debajo de lo que es habitual para estas fechas; mientras que, por el contrario, la agricultura, que en abril registró un aumento muy significativo de sus exportaciones, debido al aumento de la demanda de alimentos en toda Europa, por el acaparamiento que se produjo en las primeras semanas del confinamiento, cambió su tendencia en mayo y registra pequeñas caídas.

En concreto, los envíos de frutas se contrajeron un 4,47% sobre las cifras de mayo de 2019, con un total de 57,7 millones. Por su parte, las ventas de verduras y hortalizas sumaron 29,2 millones, un 3,2% menos.

En cuanto al calzado, que tradicionalmente es el producto más exportado de la provincia, las ventas se contrajeron un 43,3% sobre 2019, hasta situarse en 52,7 millones. Una caída más que notable, pero significativamente menor que la de abril, cuando el sector llegó a perder un 67% de su negocio. Algo similar le pasó el sector juguetero, que pasó de batacazo del 62% en abril a una caída del 25,7% en mayo.

En cuanto al resto de sectores, los peores datos los arroja el mármol, con una caída de sus envíos del 54%. Las ventas de muebles retrocedieron un 20%; las de productos de aluminio, un 15,6%; y las manufacturas de plástico, un 9,7%.

Entre las grandes partidas tan sólo hubo un repunte, el que procedió de la venta de automóviles, que aumentó un 8,1%, al pasar de 8,6 a 9,3 millones. Este apartado suele estar formado por los turismos que retiran las compañías de alquiler, que venden a otros países donde consiguen mejores precios.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats