Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ACTIVOS
Enric Asunción CEO de wallbox, fabricante de sistemas de gestión de recarga para vehículos eléctricos

Enric Asunción: «La pandemia ha sido un acelerador de la electrificación»

Enric Asunción, 
CEO de la compañía, en la sede de Wallbox de Barcelona.

Enric Asunción, CEO de la compañía, en la sede de Wallbox de Barcelona.

Enric Asunción es uno de los empresarios emprendedores con más caché del momento. Fundó la compañía Wallbox junto a su compañero de estudios Eduard Castañeda en 2015, una startup de sistemas de recarga y gestión energética para vehículos eléctricos y la ha convertido en líder del sector, creciendo un 300% en el primer semestre de este año, con unos ingresos de 27 millones de euros. Su reciente salida a bolsa en de Nueva York (NYSE) de la mano de Kensignton Capital les ha dado una gran proyección.

¿Cómo ha sido su salida a bolsa, al NYSE? ¿Cómo valora el impacto que ha tenido?

Dejando a un lado el tema financiero, la propia salida a bolsa no es lo importante. La clave es que haya más empresas que vean la posibilidad de qué se puede hacer. Si hay compañías como la nuestra que son líderes, internacionales y con la oportunidad de crecer, hay que salir. Muchas se acaban vendiendo a otras más grandes que no son locales. Hay que saber que hay salidas, ambiciosas, mejores para la compañía y para el equipo. Es lo que más llena.

El objetivo de la compañía es facturar 1.000 millones en 2025. ¿En qué fase están?

Estamos en el camino. Nuestro plan de negocio es posterior a la pandemia. La pandemia del coronavirus ha sido nefasta desde el punto de vista sanitario y humanitario, pero en algunos sectores como el del coche eléctrico ha actuado como acelerador. Los fabricantes de vehículos han adelantado todos sus planes de producto, han llegado las subvenciones de los gobiernos con el coche eléctrico y nosotros, tras el inicio de la pandemia, hemos visto cómo nuestro negocio aceleraba y eso en gran parte es lo que nos ha lanzado a salir a bolsa en Nueva York con esta ampliación de capital de 730 millones, porque el mercado ha llegado a un punto de inflexión. Somos líderes, y para mantener ese liderazgo y cumplir con el plan de negocio, salimos a bolsa.

La fábrica de Texas será decisiva para la expansión en EE UU

decoration

¿El mercado americano es estratégico para Wallbox?

Para nosotros es uno de los grandes mercados para aportar crecimiento a la compañía. Europa es nuestro mayor mercado en facturación y seguirá siéndolo durante muchos años. En 2020 Europa supuso 1,4 millones de vehículos eléctricos, por delante de China, que vendió 1,2 millones, y de Estados Unidos, que no llegó al millón. Europa es un gran mercado y somos líderes, pero Estados Unidos representa una gran oportunidad porque es un solo país y tenemos una solución ideal para su mercado. Lanzamos el producto en febrero y en abril ya éramos los más vendidos en Amazon, y esperamos que este año represente más del 10% de nuestras ventas.

Esta semana han anunciado que abren una fábrica en Texas...

Los mercados estadounidenses de la automoción y la energía se encuentran en un punto de inflexión. La electrificación de la automoción se acelerará significativamente debido a las iniciativas destinadas a cumplir con los ambiciosos objetivos de emisión de gases de efecto invernadero, eso aumentará considerablemente la demanda de nuestras soluciones de carga de vehículos eléctricos y de gestión de la energía. Esta nueva fábrica será un paso decisivo en nuestra expansión en el mercado norteamericano.

Dominan Europa, crecen en Estados Unidos… ¿Y Asia?

Una de nuestras grandes fuerzas es que somos una empresa 100% global. Tenemos competidores pero ninguno a nivel global. En Asia-Pacífico tenemos varios distribuidores en Singapur, Hong Kong, Tailandia, Nueva Zelanda, Australia, y en China tenemos una joint venture con FWSN.

¿Cómo les impacta la globalización y el problema de los microchips?

A nosotros nos ha impactado, como a muchos; pero a nuestros clientes, no. Nuestras fábricas trabajan junto al centro de ingeniería. Si hay una carencia de un chip trabajamos para adaptar otro cambiando software o una parte de la placa electrónica. Estos procesos son rápidos porque los hacemos nosotros en casa. Somos más ágiles y en seis semanas solemos ser capaces de dar la solución para seguir produciendo. No hemos dejado de entregar en 72 horas a ningún cliente. Otros tienen tiempos de espera de 16 semanas.

¿Qué papel juega la renovación tecnológica en su empresa?

El 40% del personal es de I+D. Cada vez habrá más evoluciones. Creo que lo que acabará pasando es que los fabricantes de coches quitarán los cargadores onboard del interior de los coches. No tiene sentido transportar algo tan pesado y que tiene un coste elevado y ocupa espacio de batería, que solo se utiliza cuando estás parado y recargando. Los cargadores serán la mayoría de corriente continua DC, no habrá onboard o serán pequeños, la carga inalámbrica será más eficiente.

¿Es importante estar presente en el PERTE (Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica) que ha aprobado el Gobierno para el vehículo eléctrico?

Es importante, sí. Pero en nuestro plan de negocio no está incluido ningún tipo de subvención. Nuestro plan, el que hemos presentado tras la unión a través de una SPAC (empresa de adquisición de propósito especial) con Kensington Capital Acquisition (una operación que valora la compañía en unos 1.500 millones de dólares, unos 1.200 millones de euros), incluye la financiación, con los 730 millones, de los planes de negocio de la compañía; en todas las fábricas, e incluso financiamos el capital circulante (working capital). No hace falta financiación adicional

¿Qué puede aportar el PERTE?

Tiene varias disposiciones, varias propuestas, y estamos convencidos de que Wallbox formará parte de alguna de ellas. Ya sea con la fabricación de baterías o lo que sea. Nosotros nos vemos más en temas relacionados con los cargadores y con la creación de infraestructura.

¿Desarrollarán baterías?

No nos lo hemos planteado. Como compañía sí estamos muy cercanos en todo lo referente a sistemas de almacenamiento. Nuestro modelo Quartz, por ejemplo, trabaja en este sentido, con la electrónica de potencia conectada a la batería. La compañía está trabajando en todas estas direcciones, con la carga inalámbrica, también estamos desarrollando temas de I+D con baterías, pero como negocio no es algo que tengamos en mente ahora mismo

¿Entrarían en el proyecto de hub de los terrenos de Nissan en la Zona Franca de Barcelona?

Con la Zona Franca tenemos un buen trato y el Consorcio nos ha apoyado mucho con la nueva fábrica que abriremos. Nosotros tenemos unos tempos muy cortos y hay que abrirla antes de final de año. No pudimos esperar. Pero para mí la opción de crear un hub en Barcelona es una idea brutal. Cuantas más iniciativas será mejor para todos.

¿España está preparada en cuanto a infraestructura?

Sí. Al final se invierte mucho desde empresas y compañías energéticas. Planes como los del Iberdrola (nos han comprado los primeros mil supernovas que tenemos que sacar), de más de 60 kW. Todas las eléctricas van en ese camino y creo que serán las que liderarán esa transición energética de recarga pública.

¿Qué papel juega Wallbox en la transformación energética?

Nosotros estamos entre la automoción y las empresas energéticas. Convertimos el coche en una parte de la energía doméstica. Cargar y descargar en función de la fluctuación de precios. Eso es algo que nos hace distintos a los demás. También tenemos globalización, ofrecemos muchos segmentos: doméstico, oficina y carga pública. Tenemos el mejor margen bruto del sector.

El cargador doméstico está claro, pero, ¿y la recarga pública?

El 80% de la carga se produce en casa y en el trabajo. Con la carga pública lo que estamos haciendo fue comprar Electromaps que es una app de recarga pública, para localizar puntos. Estamos invirtiendo más en ello para mejorar productos y hacerla más global. La clave será disponer de una plataforma de interoperatividad en la que no tengas que preocuparte por dónde estés cargando, en casa, en la calle o en la oficina. Eso queremos ofrecer.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats