Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Manu, un tanque a la madrileña

El canterano del Leganés, con solo dos años recibiendo un sueldo como futbolista, ha crecido en Alicante como delantero. «Me siento más libre y juego mejor en un estadio como el nuestro»

Manu Garrido aprovecha su fortaleza para ganar la posición y librarse de la marca de su defensor durante un partido de Liga en el Rico Pérez. | ALEX DOMÍNGUEZ

Manu Garrido aprovecha su fortaleza para ganar la posición y librarse de la marca de su defensor durante un partido de Liga en el Rico Pérez. | ALEX DOMÍNGUEZ

Su aspecto de niño travieso, de adolescente rebelde, no va ligado a su férrea disciplina como profesional. Imponente en lo físico, el canterano de Leganés se divierte jugando en el Rico Pérez, donde sus zancadas, sus reacciones y su fortaleza actuando de espaldas a la portería que ataca encuentran más espacio para maniobrar libres. Manu Garrido necesita salir, moverse con agilidad, sentir que tiene la libertad suficiente (y la confianza del entrenador) para reivindicar su espacio en el sistema táctico del Hércules. Un tanque ingobernable, irreductible, un tanque a la madrileña.

LA CLAVE Con solo 20 AÑOS Ha disputado 17 partidos esta temporada pese a llegar como cuarto delantero Cedido por el Leganés, únicamente había disputado cuatro partidos (115 minutos) con el cuadro madrileño. En Alicante ha sido titular en 10 ocasiones.

decoration

Llegó para ser el cuarto en la rotación ofensiva, pero una figura como la suya no puede pasar inadvertida. A sus facultades une muy buenos fundamentos y una energía en la entrega que, a poco que mejore su definición, ganará mucho dinero en Primera División. Antes de que eso ocurra, Manu tiene un asunto pendiente: contribuir a que el Hércules alcance la Liga Pro. De momento, ya le ha dado 4 puntos de manera directa al equipo, tres frente al Atzeneta, en su debut, y uno contra el Badalona, uno valioso, crucial, irrenunciable, uno con rango existencial que permite al cuadro blanquiazul depender de sí mismo en una pelea a vida o muerte, y eso es mucho conseguir.

«Hay que pensar que la del sábado es la última jornada de la competición y que nos jugamos meternos en la Liga Pro»

decoration

«Hay que pensar que estamos en la última jornada de la competición y que nos jugamos meternos en la Liga Pro. Si sacamos los tres puntos, será un paso importante y lo tendremos muy cerquita», explica el joven futbolista.

Con solo 20 años, todo lo que sabe de la magia del Rico Pérez lo conoce de oídas. «Tengo muchas ganas de comprobar en primera persona cómo es el ambiente en el estadio. Jugar ante 4.000 personas va a ser diferente a todo lo que hemos vivido este año. Espero que hagamos un buen partido y que el equipo responda», dice.

3 GOLES Que le han dado cuatro puntos al Hércules, 3 ante el Atzeneta y 1 en Badalona Se estrenó como realizador en su debut, marcó en La Nucía (y no sirvió de nada) y su tanto en Badalona permite al Hércules depender de sí mismo.

decoration

Manu Garrido es optimista. Ha sido titular 10 veces este curso. Cuando aterrizó en Alicante, su estadística profesional únicamente reflejaba 4 comparecencias oficiales sobre el césped.

«Tengo muy buenas sensaciones con el equipo. Nos sentimos muy cómodos ejerciendo como locales, llevando el peso del juego. Yo también estoy más cómodo en un campo como este. En el Rico Pérez se dan todas las condiciones para realizar un fútbol más vistoso», subrayó Manu, que acepta las suplencias con naturalidad: «Yo siempre espero que me llegue la oportunidad porque no soy yo quien tiene que decidirlo, son los técnicos. Si pensaron que un campo como el de Badalona se adaptaba mejor a las condiciones de Benja, yo lo acepto».

«Tengo ganas de sentir el ambiente del Rico Pérez, va a ser un partido muy bonito, como el del Llagostera»

decoration

«Estoy ante la semana más importante de mi vida como futbolista, y de la del equipo, también. Tenemos que asumir todos la responsabilidad que nos toca, pero seguir trabajando igual de bien que en las últimas semanas», admite el joven canterano del Leganés.

El delantero definió al Cornellà como un bloque «intenso que defiende bastante atrás» y al que es «difícil hacerle un gol, por lo que tendremos que estar muy atentos para vigilar sus transiciones», avisó. «Estoy convencido de que, el sábado, el público nos va ayudar mucho. Vamos a ganar, y si soy yo quien marca, mejor».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats