Un brillante broche final. Este viernes finalizó al camino gastronómico que «Menjars de la Terra» comenzó el pasado lunes por las comarcas de l’Alcoià, El Comtat y la Foia de Castalla

En la localidad de Onil terminó este recorrido por cinco restaurantes que, utilizando los mejores productos autóctonos, realizan una cocina de calidad poniendo en valor la riqueza gastronómica de la provincia de Alicante en cada uno de sus platos. El remate final vino de parte del restaurante L’aplec, que fue la última parada en este viaje culinario. 

Bienvenid, en la recepción del restaurante l’Aplec de Onil, con una selección de vinos blancos y tintos de las bodegas alicantinas Bocopa. Juani Ruz

La iniciativa de INFORMACIÓN, respaldada por la Diputación Provincial de Alicante, trata de dar visibilidad a lugares de todo el territorio, que atesoran una gastronomía excelente, como es el caso de L’Aplec, cuyo gerente, Francisco Siles, afirma estar muy satisfecho con la propuesta: «Estamos muy contentos. De hecho, tenemos el aforo completo y hemos tenido que rechazar algunas reservas por falta de capacidad. Las expectativas que teníamos se han superado».

«Tomate raff con capellán y aceite de Onil». Juani Ruz

A esta jornada final asistió, entre otros comensales, el alcalde de la localidad de Onil, Jaume Berenguer, quien también quiso resaltar la relevancia de este tipo de proyectos desde la perspectiva de las personas locales, pero también, desde el de los que vienen de visita de otras partes de la provincia: «Es una iniciativa muy importante porque todo el mundo, productores de cercanía, restaurantes, conocemos lo que tenemos cerca de casa, pero también hay que darlo a conocer en toda la provincia. Además, me parece estupenda, porque nos da a conocer sitios que ni pensaríamos, ni sabemos que están, platos diferentes. La provincia de Alicante es una gran desconocida para muchísima gente y es muy interesante que podamos conocer los productos de nuestra propia provincia. No hace falta salir de Alicante para tener buenos sitios para ir a comer, conocer nuevos productos y conocer parajes turísticos, los dejamos olvidados y acudimos fuera a visitar cosas incluso de menor calidad».

«Alcachofas confitadas a baja temperatura con foie y polvo de jamón». Juani Ruz

L’aplec preparó un menú ideal para la tarde del viernes 12 de abril. Desde los primeros bocados hasta el último sorbo de vino, cada detalle deleitó los paladares más exigentes con un menú variado en ingredientes clásicos en la dieta mediterránea que, como explicó Francisco Siles: «Está hecho con productos de la sierra, sobre todo hemos utilizado las hierbas aromáticas que tenemos en esta zona». Todo esto, sumado a la simpatía que desprendía su equipo, hizo del día una jornada extraordinaria.

El evento comenzó con una generosa selección de canapés de bienvenida, una muestra del arte culinario que aguardaba a los comensales. Las «alcachofas confitadas a baja temperatura», acompañadas de un exquisito «mousse de foie y polvo de jamón», fueron una delicia para los sentidos. La «presa ibérica con salsa de cereza», elaborada con las mejores Cerezas de la Montaña de Alicante, ofreció un contraste entre lo dulce y lo salado, mientras que el «tomate raf con capellán y aceite de Onil» resaltó los sabores frescos y locales. El «pulpo sobre puré de calabaza asada» aportó una combinación única de texturas y sabores marinos.

«Pulpo sobre puré de calabaza asada». Juani Ruz

El plato principal, los «Gazpachos de Onil», el más destacado para Siles, es una receta emblemática de la región que fue preparado de una forma muy especial, destacando los ingredientes frescos y la tradición culinaria de la zona.

«Gazpachos de Onil». Juani Ruz

Para concluir este festín, el «bizcocho de almendra con helado de herbero» se presentó como una combinación perfecta de dulzura y frescura. Los cafés e infusiones acompañaron este último momento, seguidos por una selección de vinos blancos y tintos de Bodegas Bocopa, que realzaron cada plato con su carácter y elegancia.

«Bizcocho de almendra con helado herbero». Juani Ruz

Con un precio por persona de 42€, esta experiencia gastronómica en L’aplec fue una auténtica oportunidad para redescubrir la cocina mediterránea del interior.

«Menjars de la Terra» viaja alrededor de toda la provincia con el objetivo de descubrir los auténticos sabores del territorio. Una iniciativa que llevan a cabo INFORMACIÓN y la Diputación de Alicante. Este mes de abril, han sido protagonistas las comarcas de l’Alcoià, El Comtat y la Foia de Castalla, destacando ingredientes emblemáticos como la Cereza de la Montaña de Alicante y las Bebidas Espirituosas Tradicionales. 

Entre los asistentes a la jornada de este viernes en el restaurante L’aplec de Onil, estuvieron, de izquierda a derecha, José Manuel Lledó, expresidente de la Federació de Fogueres de Sant Joan de Alicante; Paco Bernabé, coordinador de «Menjars de la Terra», de INFORMACIÓN; Jaume Berenguer, alcalde de Onil; María Salud Perea, primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Onil; Javier García, del equipo Comercial de INFORMACIÓN; Victor López, delegado comercial de Bocopa; Lucía Almagro, jefa de Distribución de la zona de Hidraqua; Daniel Coloma, gerente de Hidraqua en el Vinalopó; y el conocido comunicador experto en gastronomía, Carlos Corredor. Juani Ruz

Las Marinas

«Menjars de la Terra» volverá a reunirse con sus seguidores la semana del 20 al 24 de mayo, y lo hará en las comarcas de la Marina Baixa y la Marina Alta. La organización de las jornadas gastronómicas más populares de la provincia ya tiene seleccionados los cinco restaurantes que protagonizarán la cita culinaria. Establecimientos de Benidorm, La Vila, Altea, Finestrat y Calp mostrarán sus artes culinarias. Buen provecho.