Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Diputación reorienta la sociedad Geonet: un técnico al frente y más conexión con Suma

El consejo de la empresa pública de cartografía elimina el puesto de gerente, que desde el anterior mandato, a partir de 2017, ostentaba el concejal del PP de Altea Pedro Barber

El presidente de Geonet SAU y de la institución provincial, Carlos Mazón, en un pleno. | JOSE NAVARRO

La Diputación de Alicante ha decidido reorientar y reorganizar la empresa pública de cartografía, Geonet SAU. La primera medida que ha tomado el consejo que gestiona esta sociedad, participada al 100% por el organismo autónomo Suma Gestión Tributaria, ha sido la de prescindir del puesto de director gerente que hasta ahora ocupaba el también edil del PP de Altea Pedro Barber, para darle un perfil más técnico a la entidad con un funcionario al frente. De esta manera, la institución provincial elimina un puesto de alto directivo para que, en su lugar, sea el personal de la Diputación quien se encargue de dirigir esta sociedad. Consideran en la Diputación de Alicante que, en un momento como el actual, una persona de la casa puede hacer esa función.

Se trata de una reestructuración «estratégica», señalan desde la institución provincial, y defienden que el objetivo al suprimir ese cargo directivo es que Geonet tenga una conexión, una interacción, mayor y más directa con Suma, que, al fin y al cabo, es de quien depende. Por ello, se pretende que sea un funcionario el que se encargue de la labor de dirección de la sociedad que se encarga de las herramientas y servicios geoespaciales para la gestión territorial.

La empresa pública Geonet SAU se encarga, entre otras encomiendas, del mantenimiento tecnológico de Suma y es, actualmente, uno de sus principales cometidos. De hecho, en sus funciones, es cada vez mayor el peso que tiene la entidad de gestión tributaria en la sociedad de cartografía -es su principal cliente- y por ello se ha visto necesaria una mayor conexión entre una y otra parte..

Desde la Diputación de Alicante, en cualquier caso, insisten en que el cese del hasta ahora director gerente de Geonet, Pedro Barber, no responde a otra cuestión más que la de la reorientación de la sociedad. Pero, lo que es también cierto es que, de esta manera, se prescinde de un cargo político, aunque fue nombrado en el anterior mandato del PP en la Diputación y propuesto, de forma directa, por el entonces presidente de la institución provincial, César Sánchez, ahora diputado del PP. Un nombramiento, que tuvo lugar en febrero de 2017 y que no estuvo exento de polémica. Barber, concejal del PP en Altea también entonces, fue designado para dirigir Geonet con los votos a favor de los diputados del PP que componen el consejo de administración y el apoyo de un tránsfuga, lo que acabó en una bronca con la oposición por el sistema de elección. Sánchez propuso al edil popular entre los dos candidatos que habían superado la terna de la comisión de evaluación.

Finalmente, con los votos de los entonces nueve de los doce miembros del consejo y el voto en contra de los tres diputados representantes de la oposición en la Diputación se aprobó su nombramiento, lo que culminaba el que había sido el segundo intento de elección de este cargo después de que los servicios jurídicos de la institución provincial tumbaran en noviembre de 2016 el proceso de selección al considerar que se había «resentido la imparcialidad» en ese procedimiento, lo que obligó al consejo administración a aprobar unas nuevas bases para el concurso y empezar de cero todo el procedimiento. Todo, tras haber impugnado el proceso uno de los entonces cinco aspirantes. Ahora será un funcionario de la Diputación el que dirija el futuro de esta sociedad pública y los cambios a los que se pueda enfrentar con esta redefinición.

Una herramienta de gran ayuda para los ayuntamientos

Geonet es una empresa de servicios de titularidad pública, participada al 100% por Suma, que desde sus orígenes ha centrado su actividad en los sistemas de información territorial y restitución fotogramétrica, ampliando su catálogo de servicios al desarrollo de software, así como a la realización de todo tipo de inventarios con componentes territoriales, como el catastro o la encuesta de infraestructuras y equipamiento local, entre otras funciones. Se ha convertido, por tanto, en una herramienta para las administraciones públicas, principalmente para los ayuntamientos de la provincia. Entre sus clientes está la Sociedad Estatal de Gestión Inmobiliaria de Patrimonio (Segipsa).

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats