Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Orihuela y Almoradí acaparan las ayudas del Consell para obras contra inundaciones

La mayor parte de los 27 municipios de la Vega Baja solo recibirán una partida de 400.000 euros este año

Las inundaciones de septiembre de 2019 anegaron la Vega Baja

Las inundaciones de septiembre de 2019 anegaron la Vega Baja

El Consell aprobó ayer el decreto ley por el que se establecen las bases reguladoras y concesión directa de ayudas para actuaciones de competencia local en los municipios de la Vega Baja con el fin de facilitar la inversión en sistemas urbanos de drenaje sostenible y en actuaciones de limpieza también sostenibles. El objetivo, dentro del Plan Renhace de la Generalitat, es reducir los riesgos de inundación derivados de la escorrentía urbana y contribuir a la mejora ambiental y paisajística de los núcleos de población de la comarca de la Vega Baja del Segura.

Las ayudas ascienden a 16 millones de euros y ya están asignadas en proporción a la población y al riesgo de inundación entre los 27 municipios de la comarca. Orihuela contará con 3,2 millones de euros, Almoradí con 1,4, Dolores con 900.000 y Callosa de Segura recibirá 700.000.

Esos cuatro municipios acaparan el 40% del total. Mientras que 19 poblaciones más, hasta completar la totalidad de los que hay en el Bajo Segura, algunas de ellos de entidad, como Pilar de la Horadada, Albatera o Guardamar, se quedan con una partida única de 400.000 euros. El municipio más grande del Bajo Segura, Torrevieja, con casi 90.000 vecinos recibe 580.000 euros.

Para la distribución de las ayudas se han tenido en cuenta criterios de población municipal (20 %), riesgos económicos por inundación actual según usos del suelo y niveles de peligrosidad significativos, riesgos económicos por inundación potencial y calificación del planeamiento municipal, población municipal afectada según el nivel de peligrosidad por inundación y por municipio (25 %), equipamientos sociales afectados por los niveles de peligrosidad significativos, cercanía a la desembocadura de los ríos, canales, infraestructuras lineales (carreteras) afectadas y equipamientos medioambientales. Las obras correspondientes a las actuaciones financiadas deberán realizarse en el plazo máximo de 20 meses desde la resolución.

Esta medida, anunciada hace unos días por Ximo Puig en Rojales, se enmarca dentro del Plan Vega Renhace, impulsado por la Generalitat para hacer frente a la emergencia climática y promover la reactivación económica de la comarca. El importe global asciende a 16 millones de euros a cargo de los Presupuestos de la Generalitat, con posible cofinanciación con fondos procedentes del Estado o la UE. Algunos de los planes directores contra inundaciones de las poblaciones de la Vega Baja planteados tras la DANA de septiembre de 2019 contemplan una previsión de gasto multimillonaria. Es el caso de Orihuela con 194 millones o Torrevieja con más de 30. Estas ayudas, según el Consell, también se convocarán en años sucesivos.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats