Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Ayuntamiento impide la suelta de vaquillas del Moralet

La edil de Protección Animal, Marisol Moreno, pidió que se denegara el permiso para evitar el sufrimiento de las reses

El Ayuntamiento impide la suelta de vaquillas del Moralet

Adiós a la suelta de vaquillas de la partida alicantina del Moralet. Un informe desfavorable del departamento de Participación Ciudadana del Ayuntamiento a la ocupación provisional, entre el 22 y el 30 de agosto, de la parcela municipal de 30.000 metros donde se celebraba esta actividad taurina, impedirá el desarrollo de una tradición que nació hace más de un siglo y que llevaba 40 años celebrándose de forma ininterrumpida. Esta actividad contaba con 3.000 participantes directos y 40.000 asistentes como público la semana de fiestas, según la Asociación Cultural Taurina Moralet, organizadora de este evento.

El informe municipal desfavorable está firmado por el vicealcalde, Miguel Ángel Pavón, de Guanyar, partido que ha creado esta legislatura una concejalía de Protección Animal. Pavón envió la denegación a los organizadores de la suelta de vaquillas, el pasado 10 de julio, basándose en el citado informe desfavorable, sin concretar el por qué.

La asociación taurina no conoce las razones de la denegación, según explica su vocal, José Luis Lillo, de ahí que hayan pedido una copia completa del informe desfavorable, recibido en respuesta a la petición que cursaron el 12 de junio siguiendo el mismo cauce de cada año. La entidad taurina del Moralet recuerda que el Ayuntamiento aprobó en pleno en 1996 la cesión de la parcela a la asociación de vecinos de la pedanía para su uso como instalaciones deportivas y de fiestas», y en ella se han celebrado las vaquillas. En esa moción, el Ayuntamiento, como titular de la gestión de los servicios municipales, se reservaba la facultad de recuperar la parcela cedida «si se observasen razones de interés público que así lo aconsejasen».

La Asociación Cultural Taurina no renuncia a celebrar este verano la suelta de vaquillas aunque «sin permisos legales, no». De hecho, necesitan el informe favorable tanto a las vaquillas, que no han recibido, como al uso del terreno, que les ha sido denegado, para enviar la documentación a la Conselleria de Gobernación. Su último intento será una entrevista con el alcalde, Gabriel Echávarri, con el que han pedido tres audiencias durante este mes, sin respuesta hasta ayer mismo, cuando recibieron la llamada de Alcaldía.

La edil de Protección Animal, Marisol Moreno, dijo ayer que el uso del terreno se cambia este año para acoger una actividad lúdica deportiva, «que interesa a mucha gente. Un evento que nada tiene que ver con el sufrimiento y el maltrato animal. La Concejalía se obliga a velar por el estado de los animales y en ello estamos. Se cambia por otra actividad y no se les da suelo municipal». Moreno reconoció que Partidas Rurales no cede la parcela para la vaquilla por decisión de Protección Animal.

El portavoz del gobierno local tripartito, Natxo Bellido, dijo que se ha denegado que la vaquilla se haga en suelo municipal pero que pueden hacer la actividad en suelo privado «mientras no haya maltrato animal». Algo que la organización asegura que no puede hacer por falta de tiempo puesto que tienen que pedir nuevos permisos, contratar seguros y otros trámites. Dicen que perderán unos 7.000 euros de penalización al haber iniciado trámites que no cumplirán.

Ángel Aracil, presidente de la asociación taurina, negó que exista maltrato animal. «Sólo queremos el uso del terreno y que se reconozca la tradición. No hay maltrato animal, se abre la puerta y salen las vaquillas (seis animales que buscan en ganaderías de Alicante y Valencia) a correr diez minutos. Una piedra contra ellas es denunciable». La asociación explicó que siempre han cumplido las exigencias del Ayuntamiento en cuanto a doble valla, colocación de gradas superiores y contratación de vigilantes de seguridad para que los niños no accedieran al recinto de la vaquilla y se queden en la grada.

Este asunto ha provocado malestar en la comisión de fiestas Ermita del Moralet, que organiza los demás actos festeros, y que niega haber promovido la desaparición de la suelta de vaquillas a favor de un cross popular. Su presidente, Rafael Rivera, y el vicepresidente, Carlos Herrerías, negaron la información que publica en su web el Partido Animalista, según la cual lograron convencer a esta comisión para suspender la actividad, algo imposible, afirman, porque ellos no la organizan. El programa de actos que incluía la suelta vaquilla costeado por las dos asociaciones ya no es válido.

Compartir el artículo

stats