Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Echávarri investigará la visita de los Reyes Magos a Castedo

Los tres representantes festeros van al domicilio de la exregidora para darle un regalo a su hija

Echávarri investigará la visita de los Reyes Magos a Castedo

El portavoz del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Alicante, Natxo Bellido, lamentó ayer la visita que realizaron los tres Reyes Magos al domicilio de la exregidora Sonia Castedo, encarnados por representantes del mundo festero y amigos personales de la exalcaldesa, y anunció que la concejalía de Fiestas iniciará «una investigación» para aclarar el asunto. Melchor, a quien daba vida el presidente de la Federación de Hogueras, Manuel Jiménez; Gaspar, interpretado por el estilista oficial de las Hogueras, Miguel Ángel Leal; y Baltasar, en cuyo traje se enfundó el presidente de las Fiestas de Barrios de Alicante, Rafa Martí, terminaron una mañana de actos oficiales llevando «un detalle» a la hija de la exalcaldesa, como confirmó Jiménez en declaraciones a este diario.

En una llamada a INFORMACIÓN tras conocer la noticia en informacion.es, Bellido anunció que la concejalía de Fiestas, cuyo titular es el alcalde Gabriel Echávarri, abrirá una investigación para aclarar esta «visita extraña» que dio lugar a una fotografía que calificó de «absolutamente inapropiada». La noticia saltó después de que la imagen fuera difundida por Castedo a través de su perfil de Facebook. «Creo que los Reyes Magos no han entendido bien su función como representantes de la ciudad», declaró el portavoz del tripartito. Bellido avanzó que la investigación será anunciada hoy por el alcalde en la rueda de prensa de valoración de las fiestas navideñas. «Es un tema que va a salir inevitablemente», consideró el también cabeza de Compromís. En su cuenta de Twitter también lamentó lo ocurrido como un hecho «sonrojante».

La elección de las personalidades que van a vestir los trajes de los reyes se realiza cada año. Los tres festeros fueron nombrados por la «anterior corporación» en palabras de Bellido -por la propia Castedo, según reconoció ayer la exalcaldesa en Facebook- «por lo que hemos preferido mantener la decisión» y no impedir que Jiménez, Martí y Leal representaran a los magos en 2016. El portavoz no entró a valorar las consecuencias que podría tener la investigación ni los términos en que se va a realizar.

En lo que sí incidió Bellido fue en que la visita se realizó «con el coche municipal» del que los reyes han dispuesto durante todos los actos oficiales para sus desplazamientos y en que el gobierno local «desconocía» que se iba a realizar esta parada en casa de Castedo, a quien denominó «una persona conocida». Los trajes y el conductor también los cubre el presupuesto municipal.

El episodio fue calificado de una «visita a título personal» por Manuel Jiménez, quien confirmó que fue una iniciativa de Rafa Martí, «amigo personal» de la exalcaldesa. «Fue algo circunstancial, Rafa es muy amigo y los demás también. Ella no sabía nada, prácticamente la sacamos en pijama», contó Jiménez sobre el carácter improvisado del episodio, que tuvo lugar entre las 12 y las 13 horas de ayer, justo después de que los reyes terminaran tres visitas oficiales. Previamente habían acudido a un acto de una hoguera y a cantar villancicos con los mayores de dos residencias.

Antes de dar por terminada su labor como Reyes Magos de 2016, se hicieron la foto que desató la reacción de Bellido y una investigación para aclarar por qué una comitiva oficial termina llevando un regalo a la exregidora de la ciudad a su propio domicilio.

«Adoro a estos reyes!!!!»

Poco después de la visita, Castedo publicó en su muro de Facebook que se encontraba «malita», por lo que no pudo asistir a la cabalgata. «Pero claro, como los reyes lo saben todo, pues decidieron subir esta mañana para que no me quedara sin verlos. Adoro a estos reyes!!!!», afirmó la exalcaldesa.

La noticia generó decenas de comentarios en el perfil de informacion.es y un acalorado debate. En el propio perfil de Castedo, Martí temió que el asunto terminara llevándole «a chirona».

Compartir el artículo

stats