Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Apuntes

El Alicante invisible

La plaza de La Pipa, nuevo ejemplo del abandono que sufren algunos barrios de la ciudad

Por aquello de la prescripción facultativa, en aras de intentar bajar el colesterol sin añadir a mi dieta otra pastillita y, por qué no admitirlo, tomarme luego la cerveza con menos remordimientos, todos los días subo y bajo una vez al día la cuesta de la antigua Fábrica de Tabacos, la que conecta el Panteón de Quijano con la Plaza Pío XII. En medio de la cuesta hay un pequeño jardín y junto al vergel una pista polideportiva -la alicantinísima Plaza de la Pipa-, en la que rara es la tarde en la que no me tope con chavales y chavalas echando un partidillo de fútbol-sala. Por su condición no parecen alumnos de colegios con grandes instalaciones deportivas ni de los que tienen la suerte de vivir en una urbanización con pistas de pádel, piscina y lo que se tercie.

Pues bien, hace meses que la pista se quedó sin las porterías,vencidas por el paso de los años y, pese a que me consta que por la zona pasa muy a menudo el personal de servicio de Limpieza del Ayuntamiento, nadie lo ha remediado. Sin porterías es complicado montar un partidillo, de las señales en el suelo ni les cuento cuando desparecieron, por lo que todos los días me hago la misma reflexión. ¿Una pista enfrente de las Las Cigarreras y ni en campaña electoral a nadie del Ayuntamiento se le ha ocurrido remplazar ni unas simples porterías?. Así nos va en Alicante. Eso sí, llegará Santa Faz y la Playa de San Juan parecerá un recinto olímpico.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats