Al menos seis personas han sido detenidas en los últimos días en la provincia por desobediencia al incumplir el decreto de estado de alarma, mientras que las denuncias de la Policía Locale a ciudadanos o comercios por no respetar las órdenes de confinamiento y prohibición de apertura rondan ya las 400 en quince municipios alicantinos. Ni la Guardia Civil ni la Policía Nacional de Alicante están facilitando datos sobre el número de denuncias.

Dos de las cinco detenciones han sido realizadas por la Policía Nacional en Alicante. Un arrestado es un vecino de la Zona Norte que asegura que había salido a la calle a comprar el pan y que tras ser requerido por un patrulla mantuvo una disputa con los agentes diciéndoles que «ojalá os infectéis todos» y acabo detenido, según fuentes cercanas al caso. Ayer pasó a disposición judicial y quedó en libertad tras ser asistido por el abogado Moisés Candela. La Policía también arrestó ayer a un joven de 19 años en el centro de Alicante y a dos turistas extranjeros el pasado martes en Benidorm.

Una quinta persona fue detenida en Elche por la Policía Local y el sexto arrestado es el responsable de un gimnasio de La Nucía que estaba abierto con clientes y la persiana bajada. La Guardia Civil le detuvo y además denunció a los clientes.

Mientras que el número de detenciones es reducido, las denuncias que han puesto policías locales de la provincia desde el inicio del estado de alarma rondan las 400 en quince municipios, por lo que la cifra será mayor.

Solo en Elche superan el centenar las tramitadas por Policía Local y Nacional, una cifra similar a las sanciones de la Policía Local en Alicante, 71 hasta ayer por la mañana. Entre Torrevieja y Orihuela los agentes también ha sancionado a más de 100 personas, mientras que las actas a ciudadanos y establecimientos son menores en muincipios como en Novelda (11), La Vila (menos de 10), l'Alfàs del Pi (4), Aspe (3), Crevillent (5), Elda (18), Mutxamel (4), Agost (9), San Vicente (23), El Campello (13), Xàbia (8) o Dénia (7).

La Policía Local de Alicante levantó ayer 12 actas y cerró tres restaurantes, una cafetería, un bar, una tienda de electrodomésticos y un taller de vehículos, además de multar a un supermercado. La Policía Local y la Policía Nacional realizaron ayer tarde un control conjunto de vehículos en Alicante.