Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Educación adjudica plazas por duplicado y los afectados reclaman repetir el reparto

El error de la conselleria provoca que algunas personas con un puesto concedido puedan quedarse sin trabajar y que otras con derecho a un centro cerca de su domicilio tengan que hacer recorridos de más de una hora en coche

Opositores al cuerpo de maestros en la prueba realizada este mismo año en Alicante. ALEX DOMINGUEZ

Amparo lleva trabajando como maestra interina en la Comunidad Valenciana desde 1996. Este año, después de comprobar que le había sido adjudicada una de las plazas que había solicitado recibió una llamada de la conselleria: ese puesto no existía.

La vacante solicitada por Amparo había sido concedida por duplicado, tanto a una funcionaria en prácticas que acababa de aprobar las recientes oposiciones como a ella. Además, asegura que, al día siguiente de que le notificaran el error, Educación acordó ponerse en contacto con ella para ofrecerle otra solución, pero que todavía está esperando la llamada.

Como consecuencia de la confusión de Conselleria, Amparo -que se encuentra en el puesto 392 de la lista para toda la Comunidad- deberá conformarse con algunas de las vacantes que queden sin reclamar y que se ofertarán a partir del mes de septiembre, prácticamente sin tiempo para preparar su incorporación antes del inicio del curso.

El caso de Amparo no es aislado, sino que cientos de personas denuncian el "auténtico caos" que han supuesto las adjudicaciones de plazas al cuerpo de maestros este año. De hecho, esta misma semana se ha creado un grupo de afectados en redes sociales que ya cuenta con más de 140 miembros.

Carmen es maestra de primaria y pedagoga terapéutica (PT) también interina desde el año 2003. Como las adjudicaciones de los funcionarios de carrera se publican antes que las de los interinos, revisó en el listado si las plazas que ella había solicitado habían sido entregadas y comprobó que su séptima opción estaba vacante: un centro a 15 minutos andando de su casa, en el que ya había trabajado en años anteriores.

El jarro de agua fría para Carmen llegó cuando la conselleria publicó el listado de plazas para el personal interino: le habían otorgado su cuarta opción, la misma que ya había sido concedida a una funcionaria. Rápidamente notificó el error a Educación, confiando en poder incorporarse en el siguiente de los centros que había incluido en su lista. Sin embargo, al haberle entregado a ella equivocadamente otro puesto, la vacante del centro en el que había trabajado con anterioridad fue a parar a una persona situada más de 1.000 puestos por detrás de ella en la bolsa.

Ahora, tras haber conseguido un destino al que podía acudir andando después de más de 12 años en un centro a 200 kilómetros de su ciudad, Carmen tendrá que elegir entre una de las tres opciones que le ofrece la conselleria, todas ellas a más de una hora en coche de su casa. Algo que asegura que no puede permitirse por circunstancias familiares.

"No tenemos por qué pagar los errores de Educación"

Los afectados por el "caos" en las adjudicaciones se muestran profundamente decepcionados con cómo ha funcionado este año el sistema gestionado por la Conselleria de Educación. Aunque comprenden que "todos somos humanos y podemos cometer errores" también defienden que "cuando se cometen, hay que subsanarlos, y no puede ser a costa de los perjudicados".

Para Carmen "es inaceptable que la solución que nos propongan sea volver a la bolsa y coger una plaza en septiembre de lo que sobre" porque "nadie te garantiza que vaya a haber una plaza con características similares a la que tú habías pedido". Además, "perderíamos días de cotización y no tendríamos tiempo para organizarnos si finalmente tenemos que trabajar lejos".

Por su parte, Amparo defiende que "hay plazas de sobra porque ahora hay muchas jubilaciones" pero que "lo que falta es voluntad de adjudicarlas correctamente" y lamenta que aunque "cuando uno se equivoca suele resolver su error" en la Conselleria de Educación "hacen todo lo contrario: encima se ponen chulos y te invitan a reclamar judicialmente".

Una opositora, durante el examen del pasado mes de junio. ALEX DOMINGUEZ

Por ello, ante "la improbabilidad" de que Educación acepte repetir el proceso de adjudicación, y "ya que el error ha sido de la conselleria", reclaman que se dupliquen las plazas que se habían entregado a más de una persona, de tal modo que ambas puedan trabajar en el centro solicitado. De lo contrario, consideran que "al menos se nos debería ofrecer una plaza con las mismas condiciones de especialidad, distancia y tipo de jornada".

Desde los sindicatos, el CSIF ya ha planteado una queja a Educación por el funcionamiento de estas últimas adjudicaciones y aseguran que "tal y como se han hecho las cosas este año, sin cumplir los plazos adecuados, era muy fácil que hubiese un error de este tipo". Por ello, reclaman "un mal menor" que sería "dar preferencia en las adjudicaciones de septiembre a quienes se hayan visto perjudicados ahora" ya que asumen que Educación "no va a repetir las adjudicaciones porque no lo ha hecho nunca".

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats