La odisea del bajo Höfner de "Let it be" que robaron a Paul McCartney hace más de 50 años

El viejo instrumento permanecía en el ático de una familia de Sussex desde su robo

El pasado mes de febrero el director de cine Sam Mendes anunció que rodará cuatro películas sobre los Beatles

Sam Mendes (‘American Beauty’, ‘Revolutionary Road’) anunció que rodará cuatro películas sobre los Beatles.

Sam Mendes (‘American Beauty’, ‘Revolutionary Road’) anunció que rodará cuatro películas sobre los Beatles.

Carmen Tomàs

Carmen Tomàs

Sonó por última vez en 1969 con “Get back” y “Let it be”. El mítico bajo Höfner 500/1 de 1961 de Paul McCartney fue sustraído tras la grabación de canciones de los Beatles tan significativas como estas y pasó a representar, en el imaginario colectivo, cómo debía ser un bajo. Su forma icónica ayudó a ello y también el haber puesto la nota en “Love me “, “Twist and shout” y otras tantas melodías inolvidables.

El instrumento en cuestión desapareció hace 50 años y fue hace un año cuando se gestó lo que los impulsores de la iniciativa “The Lost Bass Project” (El proyecto del bajo perdido) calificaron como un ejercicio de “devolver” a McCarney todo aquello “que nos ha dado”. La misión del proyecto impulsado por un grupo de fans de los Beatles era clara: localizar el preciado bajo de Paul y devolverlo a su legítimo dueño.

La odisea del Höfner

Lo robaron de una furgoneta en Londres de 1972, durante la gira con Wings, el grupo que Paul McCartneyy creó tras la ruptura de los Beatles. Más tarde vendido al dueño del pub Admiral Blake de la capital británica. Lo cierto es que los intrépidos investigadores llegaron a afirmar a los medios que sospechaban “que el bajo perdido probablemente había permanecido en la misma familia desde entonces”. No erraron: el viejo Höfner raptado estaba guardado en su estuche original, custodiado en el ático de una familia de Sussex. El bajo permaneció en la familia del dueño del pub durante 51 años hasta hoy. El pasado febrero un joven llamado Ruaidhri Guest compartía en Twitter (X): “Heredé este instrumento que ha sido devuelto a Paul McCartney".

Las condiciones del aparato, afortunadamente, no son del todo malas y aunque sin haber recibido los cuidados de mantenimiento que requiere una pieza de este calibre podría volver a sonar tras someterse a pequeñas reparaciones.

“Queremos dar las gracias a todos los que ayudaron en la búsqueda, a todos los que nos enviaron pistas e ideas y a muchos que simplemente querían prestarnos su apoyo”, trasladaron desde el proyecto “The Lost Bass”. Una curiosidad “beatle” sobre robos e instrumentos perdidos: en 1963 la guitarra que John Lennon usó para escribir “I want to hold your hand” desapareció “misteriosamente” tras un concierto: 51 años después reapareció en una subasta donde se vendió por 2,4 millones de dólares. Al menos, los actuales “dueños ilegítimos” del bajo de Paul fueron más honrados.

Sam Mendes y los Beatles

El pasado mes de febrero el director de cine Sam Mendes (‘American Beauty’, ‘Revolutionary Road’) anunció que rodará cuatro películas sobre los Beatles, cada una de ellas contada desde la perspectiva de cada miembro de la banda: Paul McCartney, John Lennon, George Harrison y Ringo Starr.

Las películas estarán a cargo de Sony Pictures y Neal Street Productions (de Mendes) y en principio llegarán a los cines el próximo 2027, aunque se desconoce si los cuatro filmes se estrenarán de manera simultánea.