Los nuevos propietarios de Panoramis prevén una inversión de hasta 12 millones de euros para transformar el fracasado complejo comercial y de ocio en un nuevo centro de negocios y servicios, capaz de atraer a empresas de todo el mundo. Así lo han explicado este martes el CEO de Custom Suits, Javier Reina, y la directora de Operaciones de Panoramis Live & Business, María Llatas, las dos compañías que se encargarán de la gestión del proyecto en nombre de la concesionaria del complejo, la firma Digital Corner, participada por Juan Carlos Ramírez y los hijos del promotor Enrique Ortiz. En el acto de presentación también ha participado Ángel González, director creativo de Grupoidex, que se ha encargado del rediseño de la marca y el concepto del centro.

El objetivo es crear un espacio capaz de albergar hasta 1.000 puestos de trabajo de oficina, repartidos entre una zona de coworking, en la primera planta, y otra para oficinas tradicionales, en la planta baja, que se complementará con todo tipo de servicios: desde restaurantes a un espacio wellness, pasando por la transformación de las antiguas salas de cine en una área para la celebración de eventos y congresos.

Según han señalado Reina y Llatas, la remodelación del complejo se realizará en tres fases. La primera y la segunda comprenden la transformación de la primera planta del complejo, donde se ubicará la zona de coworking y otros espacios de trabajo flexibles, además de un auditorio para 240 personas, que estarán disponibles, respectivamente, para diciembre de este año y enero de 2021.

Por su parte, la tercera fase, que convertirá la planta baja en una zona de oficinas tradicionales y donde se ubicarán también los servicios gastronómicos y de otra índole, se espera finalizada para mediados del próximo ejercicio.

Presentación del proyecto para el nuevo Panoramis

En cuanto al reparto de la inversión, los primeros 3,5 millones para adecuar el complejo han salido del bolsillo de la concesionaria, mientras que el resto de la inversión necesaria, hasta una horquilla de entre 10 y 12 millones de euros, dependerá de los acuerdos a los que se llegue con las empresas y operadores que se instalen en el complejo, según la directora de Operaciones de Panoramis Life & Business. En unos casos los asumirá la concesionaria y en otros la compañía que explote el servicio u ocupe el espacio.

Cinco millones de facturación

Según las cifras facilitadas por Javier Reina, los impulsores del proyecto prevén una facturación anual de cerca de cinco millones de euros únicamente con los alquileres, a lo que habrá que sumar el negocio generado por las distintas empresas que se ubiquen. Al respecto, el CEO de Custom Suits ha asegurado que ya tienen contratos cerrados con 40 empresas que se instalarán físicamente en la zona de espacio flexible, a los que se suman otra 90 que han contratado la sede virtual. Además, Reina también ha señalado que ya hay "interesados" en número suficiente para cubrir también el resto de espacio de oficinas, aunque en este caso aún no se han cerrado los acuerdos, ya que "se quiere seleccionar a las empresas".

El objetivo es que el centro albergue firmas internacionales y se convierta en un polo de actracción. Al respecto, el propio Javier Reina ha recordado durante el acto de presentación los numerosos proyectos que se han puesto en marcha por parte de las administraciones para transformar el modelo económico de Alicante, como el Distrito Digital, Alicante Futura o el CENID, y ha asegurado que "ha llegado el momento de la iniciativa privada" de seguir esta senda, en la que se inscribiría este nuevo proyecto de Panoramis. El evento ha congregado en la plaza central del Panoramis a un buen número de representantes políticos y empresariales, como la vicealcaldesa de Alicante, Mari Carmen Sánchez; el presidente de la Cámara, Juan Riera; o el de Ineca, Rafael Ballester, entre otros muchos.