Suscríbete Información

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Palmeral que los ciudadanos quieren

La Generalitat empieza a redactar un plan para unir los huertos de la ciudad y del campo con senderos, para potenciar el cultivo y las acequias

Una visita a un huerto histórico; (a la derecha) representantes de Volem Palmerar, junto a técnicos autonómicos y municipales, en la ruta del Palmeral. | MATÍAS SEGARRA/INFORMACIÓN

Una red de senderos que conecte los huertos históricos de la ciudad con el del campo y que en definitiva sirva para revitalizar y poner en valor una de las señas de identidad más importante de Elche. Es el modelo de Palmeral que ciudadanos implicados con el Patrimonio de la Humanidad quieren para el municipio y en el que la Generalitat Valenciana ya está trabajando.

El Palmeral que los ciudadanos quieren

Hace más de un año, esta propuesta fue enviada a los presupuestos participativos autonómicos, una iniciativa en la que el Gobierno valenciano dio voz a la ciudadanía para impulsar proyectos que no partieran de los dirigentes políticos. Ahora, la idea por la que apostó Volem Palmerar, la bautizada como «Xarxa verda i blava» está empezando a "cocerse".

Técnicos autonómicos de Política Territorial y Paisaje y de Urbanismo del Ayuntamiento, así como los encargados de elaborar el programa para detallar qué es lo que se puede hacer, realizaron la pasada semana una visita al Palmeral. Fue una toma de contacto para trazar un borrador que concrete cómo se pueden conectar los huertos tan dispersos geográficamente entre sí.

De momento, lo que va a hacer la Generalitat es financiar ese programa de paisaje que plasme la idea de Volem Palmerar. A partir de ahí, quedará en manos del gobierno valenciano decidir si financia o no este proyecto y todos los cambios que se proponen o solo una parte.

En concreto, la principal propuesta pasa por crear un cinturón verde y una serie de corredores ecológicos y sendas urbanas que unan los huertos del Palmeral Histórico entre sí, los espacios naturales ilicitanos con los núcleos urbanos y entre sí y que sirvan para conectar cada barrio a su vez con el cinturón verde. El fin es facilitar el acceso de toda la población a las zonas verdes y al Palmeral, ya viva en el casco urbano o en las pedanías sin la necesidad de tener que coger el coche.

Cultivar entre palmeras en lugares como el Hort de Pontos, enclavado en el corazón de la ruta del Palmeral, como ya se realiza en el Hort de Felip, de El Raval, o en el Hort de la Cuerna, de Altabix, es otro de los objetivos de este proyecto ciudadano. «Tenemos dos millones de suelo cultivable y solo dos opciones de huertos urbanos con listas de espera», asegura Susi Gómez, presidenta de Volem Palmerar, quien apela a la colaboración público privada como una opción posible para impulsar este tipo de iniciativas que contribuyan, además, a mejorar el mantenimiento de huertos que consideran que a día de hoy está en condiciones «muy mejorables».

Destapar las acequias más importantes que están bajo el subsuelo de la ciudad ajenas a la mayoría de la gente y ponerlas en valor es otra de las claves del plan en el que va a trabajar la Generalitat. Pero también, dentro del proyecto de Volem Palmerar está incluida la eliminación del hormigón del río Vinalopó, la iniciativa que defiende Compromís y que el PSOE rechaza.

En definitiva, lo que persigue esta transformación del Palmeral es «poner en marcha iniciativas para que la joya ilicitana « se mantenga y se mejore porque tiene unas posibilidades enormes que revertirían en todo Elche».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats