Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dos tercios de damnificados por la DANA esperan las ayudas cuatro meses después

La Generalitat ha abonado 3.115 de las 8.451 peticiones que recibió para la compra de bienes y enseres, con un gasto de 4,6 millones de euros. Los ayuntamientos afectados han recibido ya 7,3 de los 10 millones aprobados por el Consell

Viviendas que resultaron muy dañadas por las inundaciones y la gota fría de septiembre.

Viviendas que resultaron muy dañadas por las inundaciones y la gota fría de septiembre.

Dos tercios de los damnificados por la gota fría en la Vega Baja siguen aún esperando las ayudas directas que solicitaron a la Generalitat Valenciana, cuatro meses después del paso de la DANA por la comarca. Han sido un total de 8.451 las solicitudes que ha recibido el Consell para la compra de bienes de primera necesidad y electrodomésticos, con un montante directo de 1.500 euros, ampliables hasta 4.500 tras el paso de los peritos por las viviendas para evaluar los daños. Hasta el momento solo algo más de un tercio de las personas solicitantes ha recibido estas ayudas, un total de 3.115 personas afectadas por la DANA, por un importe de 4,6 millones de euros para reponer los bienes y enseres que perdieron a causa del temporal. Los trámites burocráticos, como sucede con cualquier asunto, no están siendo lo rápidos que se esperaban, según ha reconocido el propio gobierno valenciano en diversas ocasiones cuando es preguntado sobre las quejas de quienes no han recibido las ayudas.

Estas ayudas son ampliables hasta los 4.500 euros si, con posterioridad, se justifican las pérdidas, tras la correspondiente tasación pericial. Al percibir esta ayuda, las personas afectadas pueden adquirir bienes como, por ejemplo, electrodomésticos y colchones nuevos para reemplazar los que perdieron a causa del temporal. Los 8.451 expedientes que se tramitan supondrán un desembolso total de 13,5 millones de euros para la Generalitat. Los damnificados, cuyo expediente se haya aprobado, recibirán el dinero de la misma de manera progresiva, según anunciaron ayer fuentes de la Generalitat. La gestión de estas ayudas está centralizada en la Oficina Prop de la Generalitat Valenciana en Orihuela, si bien hay departamentos y técnicos en todos los ayuntamientos afectados.

Para la Generalitat es «prioritario atender a todas las personas afectadas por el temporal es una prioridad, al igual que las actuaciones en la comarca de la Vega Baja con el fin de convertir la zona en un territorio resistente a fenómenos meteorológicos similares a la DANA o gota fría de septiembre», señaló ayer en un comunicado.

Al margen de las ayudas directas a personas, la Generalitat contempla otras para Ayuntamientos que, en este caso, la mayoría sí han recibido, según el Consell. En concreto, una partida de subvenciones, de 10 millones de euros, que tiene como fin compensar los gastos extraordinarios y urgentes que tuvieron que realizar en su día los municipios para afrontar las inundaciones de la gota fría. De esos 10 millones, ya se han abonado 7,3 millones a 22 municipios afectados por la DANA.

Vehículos y viviendas

Además, hay otras líneas de ayudas como las destinadas a la adquisición de vehículos dañados, que se conceden en caso de que el coche haya sido declarado siniestro total. El presupuesto total de esta partida asciende a 1,5 millones de euros.La Generalitat también está tramitando las ayudas a viviendas para los afectados por la DANA. En este caso se conceden tres tipos: por destrucción total de la vivienda, por daños en la estructura de la vivienda y sin daños en la misma. El presupuesto en este caso es de 30 millones de euros. La Generalitat gestiona cerca de un millar de solicitudes de ayudas para viviendas afectadas, como adelantó este diario, y los solicitantes recibirán entre 4.062 y 15.120 euros en función de los daños.

Además, el Consell concede ayudas al alquiler dirigidas a personas cuyas casas hayan sufrido daños graves. La partida es de 500.000 euros, y se han presentado 140 solicitudes.

El presidente de la CHS visita la Vega Baja para explicar los trabajos por la gota fría

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) Mario Urrea visitó ayer varios municipios de la Vega Baja para explicar los trabajos que está realizando el organismo de cuenca tras la DANA y escuchar las demandas que aún tienen. Así, se desplazó a Orihuela donde informó de los trámites para como la próxima apertura de una oficina en la localidad y anunció el buen ritmo de los trabajos de recuperación de los cauces tras la DANA, así como la manera de potenciar el uso por los vecinos de los sotos en su día cedidos por el organismo de cuenca al ayuntamiento. Allí se reunió con el edil de Medio Ambiente, Dámaso Aparicio, quien le explicó que faltan por resolver los arreglos de los barrancos de la sierra afectados tras las inundaciones, las ramblas, cauces y motas del río, así como autorizaciones para uso de agua regenerada procedentes de las Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales o la limpieza del cauce del río Segura a su paso por el casco urbano, entre otras.

En Pilar de la Horadada Urrea se reunió con el alcalde, José María Pérez, con quien analizó el encauzamiento de la rambla del Pilar, la limpieza del canal del Trasvase y del río Nacimiento, y la búsqueda de soluciones a los problemas de inundabilidad que sufre conjuntamente con San pedro del Pinatar.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats