Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Abre al tráfico rodado y peatonal el puente del siglo XVIII de Rojales

Las obras, no exentas de polémica por el sobrecoste y el granito de colores, aún no están finalizadas del todo

Abre al tráfico rodado y peatonal el puente del siglo XVIII de Rojales

Abre al tráfico rodado y peatonal el puente del siglo XVIII de Rojales

El puente de sillería de Carlos III construido en el siglo XVIII y sus calles colindantes han vuelto a abrirse al tráfico rodado y peatonal. Es uno de los elementos del conjunto hidráulico de Rojales sometido a una obra de restauración. Aunque los trabajos no han concluido -ya que faltan algunos elementos del mobiliario urbano, iluminación parcial y la restauración de la histórica bocana de la acequia de La Comuna desde donde se riegan las huertas de Rojales y Guardamar- el Ayuntamiento ha decidido abrirlo ya que, tanto los técnicos municipales como la empresa que ejecuta la actuación, consideran que la retirada del perímetro vallado y permitir el paso por el puente consigue una mayor fluidez en la circulación y beneficia al comercio local.

El puente, junto al resto de elementos, (noria, azud, bocana de la acequia de La Comuna), forman el conjunto hidráulico-histórico del río Segura que está pendiente de ser declarado Bien de Interés Cultural (BIC) por parte de la Generalitat, según explicó ayer el alcalde, Antonio Pérez. El puente solo tiene un sentido de circulación de vehículos. Se puede pasar únicamente desde la margen derecha del río Segura hacia la izquierda. Con ello se pretende reducir la presión de vehículos a motor hacia este puente, y que el nuevo suelo de granito se vea afectado lo menos posible. También para mayor seguridad vial.

Los trabajos, con más de medio millón de euros de inversión por parte del Ayuntamiento y la Generalitat y financiación europea, no han estado exentos de polémica. El PADER denunció un sobrecoste de 90.000 euros y el granito de colores instalado como pavimento ha sido objeto de debate en el municipio.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats