Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Casi 3.000 firmas en una semana contra la zona azul y naranja en Carolinas Altas

Los comerciantes del Mercado del barrio muestran su respaldo a una medida que el gobierno local ha paralizado sin fecha

Uno de los carteles informativos de la nueva zona ORA. | ALEX DOMÍNGUEZ

Uno de los carteles informativos de la nueva zona ORA. | ALEX DOMÍNGUEZ

Comerciantes y vecinos aseguran haber recogida casi 3.000 firmas en apenas una semana en contra de la implantación de la zona azul y naranja en calles de Carolinas Altas, una medida que ha paralizado temporalmente el bipartito ante la controversia generada en el barrio. Los promotores de la recogida de firmas aseguran que los apoyos para que no se implante la zona regulada de aparcamiento las prevén registrar durante este miércoles en el Ayuntamiento de Alicante. Con todo, añaden que seguirán recogiendo firmas entre comerciantes y vecinos para evidenciar el rechazo a la medida en el tradicional barrio.

Por su parte, este martes se conoció el respaldo de los comerciantes del Mercado de Carolinas a la implantación de la ORA en el barrio. «De sobra es conocida la problemática histórica que tiene Carolinas con el aparcamiento en el que vecinos, visitantes, familiares y clientes se ven obligados a dar interminables vueltas, con el estrés, contaminación y el gasto de combustible que ello supone», aseguran en un comunicado, en el que añaden que «ahora más que nunca es necesario que el Mercado y el comercio tradicional ejerzan como ejes vertebradores desde el que han crecido y han llenado de vida al barrio de Carolinas den todas las facilidades posibles para hacer de éste un sitio más cómodo, atractivo y accesible para todos». Además, señalan que ante la «sensibilidad» que ha despertado el tema, con posiciones enfrentadas, los comerciantes del Mercado de Carolinas aseguran estar «abiertos al diálogo» con el concejal de Tráfico para hacerle llegar su postura y los apoyos a la zona azul y naranja en el barrio.

En «stand by»

Pese a que estaba anunciado que el próximo 1 de julio se pondría en marcha el sistema de regulación del aparcamiento, al principio sin multas, el gobierno municipal decidió hace una semana paralizar el proyecto tras arreciar las críticas entre comerciantes y vecinos. Así lo anunció el concejal de Tráfico, José Ramón González, tras la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno de la pasada semana. «La iniciativa surgió en 2015 a petición de vecinos y comerciantes. Siempre dejé muy claro que tenía que ser por consenso, que todos estuvieran de acuerdo. Parece que últimamente hay voces críticas. Así, después de debatirlo en el equipo de gobierno, se ha decidido paralizar la implantación para abrir un nuevo proceso informativo. Se informará sobre las ventajas porque puede que no se ha explicado correctamente», explicó el concejal.

El proyecto de la zona regulada de aparcamiento recoge la creación de 350 plazas naranjas y de 224 azules en calles del barrio como San Mateo, Jaime Segarra.

Compartir el artículo

stats