La ciudad de Benidorm ha amanecido hoy con la presencia de efectivos del Mando de Operaciones Especiales. Las fuerzas armadas se han desplazado a la capital de la costablanca para participar de forma activa en la lucha contra la expansión del Covid-19. Tal y como ha informado el jefe de comunicación de la unidad, Alfonso Blas López, el MOE está realizando una hoja de ruta por ciudades de toda la provincia.

Hoy estarán en Benidorm colaborando estrechamente con la administración local y con las fuerzas de seguridad del Estado, mientras que mañana acudirán a Orihuela. Blas López ha indicado que el equipo ha estado también dos días en Elche y este sábado acudieron a Torrevieja. El mapa de actuaciones lo marcan las ciudades o puntos que pueden considerarse críticas en plena lucha contra la expansión del coronavirus, aunque el encargado de comunicación asegura que «no existe una prioridad como tal, puesto que todas las ciudades son importantes».

De esta manera, un grupo de entre 25 y 30 militares operan durante estos días en localidades bajo el objeto de «ayudar a erradicar la pandemia». Las funciones de los militares consisten en colaborar directamente con los ejecutivos y, a su vez, advertir a todos los ciudadanos que deben cumplir con el estado de alarma y permanecer en sus hogares durante el período de cuarentena. De esta forma, el escenario que ha provocado la crisis del coronavirus es la de observara como Benidorm hoy alberga a militares, en vez de los habituales turistas. Además, la estampa que está dejando la capital turística de la provincia es la de una ciudad "triste y sola".

Con sede en el cuartel de Rabasa, el Mando de Operaciones Especiales mantiene contacto directo con administraciones y ahora trabaja en establecer vínculos de colaboración para con las ciudades. Respecto a la capital, no tienen previsto a corto plazo desplazarse a Alicante, pero no rechazan acudir en un momento determinado.

UME

La Unidad Militar de Emergencia es la encarga de ejercer las actuaciones de desinfección en los municipios. Coordinada desde Bétera, en Valencia, también se está desplazando a diversas localidades de la provincia de Alicante y además se alojan en las instalaciones del MOE, en el cuartel de Rabasa. Ahora mismo esta unidad de desinfección actúan en lugares como Aspe después de trabajar en varias comarcas de la provincia de Alicante.