Este es el límite de Bizum que Hacienda permite sin declarar

Si movemos esta suma de dinero y no avisamos a la Agencia Tributaria, nos enfrentamos a multas de hasta el 50% del importe transferido

Olaya López Munuera

Aunque en España la Agencia Tributaria a menudo se percibe con cierto escepticismo, su rol es fundamental: sus labores en la recolección de impuestos son vitales para sostener servicios públicos clave como la sanidad y la educación. Sin embargo, la llegada del período para declarar los ingresos suele generar una sensación de preocupación entre los ciudadanos.

Un interrogante común que se plantea en relación con Hacienda y la declaración de renta es cómo se maneja fiscalmente las transferencias bancarias y a partir de qué monto la institución comienza a prestarles atención.

Recientemente, este tipo de operaciones bancarias ha visto un incremento significativo, impulsado por el desarrollo de la banca en línea y, más recientemente, por la incorporación de Bizum en sus servicios. Estas herramientas digitales facilitan la movilización de sumas considerables de dinero en tiempos muy cortos, que pueden variar desde días hasta segundos.

Aunque Bizum permite realizar transferencias de hasta 500 euros de manera rápida y sencilla, las regulaciones fiscales que rigen las transferencias bancarias son diferentes y requieren un análisis específico.

Mientras que a través de Bizum se pueden transferir hasta 500 euros en tan solo unos clics, la cantidad a declarar cuando realizamos una transferencia bancaria es bien distinta.

El límite

Según la Ley General Tributaria, los bancos están "obligados a proporcionar a la Administración tributaria toda clase de datos, informes, antecedentes y justificantes con trascendencia tributaria relacionados con el cumplimiento de sus propias obligaciones tributarias o deducidos de sus relaciones económicas, profesionales o financieras con otras personas".

La cantidad de dinero a partir de la cual hay que declarar ante Hacienda es 10.000 euros: a partir de esta cantidad, los ciudadanos están obligados a incluirlo en la declaración de la renta.

Aunque la cantidad obligatoria para dar explicaciones a la Agencia Tributaria es 10.000 euros, es importante recordar que el organismo vigila todos los movimientos y puede solicitar al banco que le suministre los datos independientemente de la cantidad enviada.

Sanciones

Los contribuyentes deben dar cuenta de las transferencias superiores a 10.000 euros a través del modelo SI y quienes no lo hagan, se enfrentan a sanciones de entre 600 euros y hasta el 50% de la cantidad enviada.

Además, si no se justifica el origen del dinero se pueden imponer multas leves, de hasta 60.000 euros; o muy graves, de más de 150.000 euros.