En alguna ocasión te hemos hablado de la piedra blanca de limpieza. En el mercado puedes encontrar varios productos de este estilo, que se caracterizan por tener un gran poder desengrasante.

Se trata de una especie de arcilla blanca que tiene múltiples usos de limpieza. La puedes usar para limpiar, el cobre, el estaño, aluminio, acero inoxidable o unas zapatillas blancas. Si te metes en la cocina le sacarás mucho partido ya que podrás limpiar la vitrocerámica, el fregadero, las encimeras, el extractor o el microondas con ella.

Es uno de esos productos que hay en casi todas las casas y forma parte de los “trucos” que siempre te cuenta alguien. Del mismo modo que otros productos de toda la vida como el jabón Beltrán o el Volvone se han vuelto protagonistas en los últimos tiempos, la piedra de limpieza también se ha convertido en protagonista.

Cómo limpiar las persianas con la piedra de limpieza

De entre todos los usos que te hemos contado de la piedra blanca de limpieza no te habíamos mencionado otro: limpiar las persianas. Sí, con este producto también conseguirás acabar con toda la suciedad que se acumula en tus persianas, incluso con los arañazos o manchas más incrustadas.

Este truco lo hemos encontrado en la cuenta de Rakidag @rakidag, que cuenta con casi 155.000 seguidores en Tik Tok y que muestra trucos de limpieza, de cocina, etc. Así, en primer lugar hay que quitar el polvo de la persiana con plumero. Coge un barreño y llénalo de agua y mete en él una esponja de limpieza que utilizarás al final.

@rakidag limpieza de persianas 🥰estoy de vacaciones y toca limpieza a fondo😜#rakidag #limpiezaextrema #limpiezadecasa #echameuncable #ecologico ♬ Beggin' - Måneskin

Es el momento de empezar a usar la piedra de limpieza. Coge la esponja que viene en su interior, humedécela con agua y coge un poco de arcilla con ella. Ahora ya puedes empezar a limpiar tu persiana frotando con la esponja. “Quita todo, arañazos y se mete muy bien por las rejillas” explica en el vídeo.

Para finalizar coge la otra esponja que tenías a remojo y dale un repaso a la persiana para retirar el exceso de producto. Verás como ha quedado muy limpia y blanca.

Te puede interesar:

Más trucos de limpieza

En nuestra sección de Decoración publicamos periódicamente trucos de limpieza para hacerte las tareas del hogar un poco menos tediosas. Así, puedes encontrar cómo quitar la grasa de la rejilla del extractor o cómo limpiar los cristales y que queden relucientes