Ahora que el teletrabajo parece que ha venido para quedarse, o al menos se ha convertido en la alternativa para muchas personas, parece que lograr un espacio de trabajo adecuado en casa es imprescindible.

La pandemia ha cambiado muchos de nuestros hábitos de vida y, en algunas ocasiones, también algunos relacionados con nuestro trabajo. Ya fuera durante el confinamiento o a posteriori, muchas empresas han propuesto a sus trabajadores teletrabajar por lo que es necesario acondicionar algún sitio en el que hacerlo de forma adecuada.

A raíz de esto, hemos encontrado en Ikea la silla de escritorio más popular entre sus clientes: la Markus. Se trata de la “tradicional” silla de escritorio que arrasó durante el confinamiento y destaca porque tiene 10 años de garantía. 

En la web destacan que la altura y el ángulo de la Markus se pueden regular para que se adapte completamente a tus necesidades. Cuenta con función de inclinación regulable y bloqueo para una mayor estabilidad. Además se puede controlar totalmente las posturas del asiento.

Tiene un soporte lumbar para aquellos que sufren en esta zona tras estar muchas horas delante del ordenador. Precisamente el respaldo está elaborado en tela de rejilla que permite que el aire circule y la ventilación en la zona sea mejor. Además, señala que “esta silla profesional ha sido probada para uso en oficinas y cumple los requisitos de seguridad, estabilidad y durabilidad que establecen las siguientes normas: EN 1335 y ANSI/BIFMA x5.1”.

Silla Markus Ikea | Este modelo es el más valorado entre los clientes de la firma sueca IKEA ESPAÑA

A la hora de limpiarla se puede usar una esponja húmeda en agua con algún producto especial para la limpieza de textiles. Tiene dos reposabrazos fijos y está diseñada en color gris oscuro. Su precio es de 159 euros.

Comentarios sobre la silla Markus de Ikea

Te puede interesar:

En la web de Ikea este es el modelo más popular de todos, por ello cuenta con 208 comentarios. Así, los usuarios le otorgan una valoración de 4,5 sobre 5 de media donde lo que más destacan es su facilidad para montarla y su funcionalidad. “Es muy cómoda y permite una buena posición para usarla durante bastante tiempo seguido”, “posiblemente la mejor silla de escritorio que he comprado en mi vida” o “Usaba esta silla en mi oficina, y ahora con el teletrabajo me he comprado la misma. Me gusta por la comodidad y puedo mantener la espalda recta”.

Por contra, los comentarios que le otorgan menos puntuación critican su precio, que consideran elevado.