Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El conflicto por la lengua llega a las manos en la UA

Agentes de la Guardia Civil impiden el acceso a la Facultad de Educación a una veintena de estudiantes que defiende el valenciano frente a ponentes invitados por el Consejo de Alumnos a una charla por la defensa de la lengua española

5

El conflicto por la lengua llega a las manos en la UA Héctor Fuentes

La convocatoria de una charla en defensa de la lengua española, organizada por el Consejo de Alumnos de la Universidad de Alicante en la Facultad de Educación, ha provocado disturbios con una veintena de universitarios que, tras lanzar proclamas por la defensa del valenciano a la puerta del edificio, han intentado entrar y los agentes de la Guardia Civil se lo han impedido.

Los ponentes, entre ellos la diputada nacional por VOX, Macarena Olona, han accedido al salón de actos mientras que los manifestantes insistían en sus proclamas, tachando de fascista al presidente del Consejo de Alumnos, Álvaro Asencio, que ha demorado su presencia veinte minutos hasta llegar a presentar a los participantes en la charla y agradecer especialmente a la diputada de VOX y ex alumna de la UA su presencia.

Entre los estudiantes concentrados han señalado como "excesivo" el bloqueo a la entrada, destacan a este diario que un cordón con los agentes hubiera sido suficiente, y que "no era necesario cargar", como denuncia Alejo Cueva, coordinador general del Frente de Estudiantes Universitarios, FEU.

Este alumno afirma que el despliegue de agentes ha sido "desproporcionado" para el número de estudiantes que proclamaba a favor del valenciano a la entrada de la facultad, y añade que le han llegado a romper la mochila en un momento del forcejeo.

Consejo de Estudiantes

El presidente del Consejo de Estudiantes de la UA indica por su parte que el grupo de manifestantes "estaban bastante agresivos", al tiempo que declara "lamentar profundamente que un grupo minoritario y bastante extremista, pretenda censurar determinadas ideas y plantear las cosas con agresividad".

Añade en referencia a los manifestantes que "podrán estar o no de acuerdo con el tema de la mesa redonda, o no comulgar con los ideales de los ponentes, pero en la anterior charla convocada por el Consejo de Estudiantes no acudieron ni a manifestarse ni a participar. No les veo muy preocupados por la lengua oficial del valenciano. Estuvieron como ponentes Lluís Llach, una diputada del PSC y Carles Cortes en defensa del valenciano en esa ocasión".

Asencio concluye que "el Consejo, que lo tengan por seguro, no va a permitir ninguna censura y vamos a seguir organizando debates de la mano de la libertad de expresión".

La UA, abunda el presidente de los estudiantes, "mayoritariamente no comparte los ideales de censura y los gritos. Van a seguir viniendo ponentes de todas las ideologías, como hasta ahora, y se van a generar debates que solo pueden enriquecer".

Intolerancia

Desde la plataforma "Alicante por el Valenciano", que aglutina entidades "en defensa del uso social del valenciano en la ciudad de Alicante" han remitido un comunicado para "denunciar los repetidos ataques al valenciano en nuestra ciudad. Empezando por las anuales mociones de Vox secundadas por el PP, y siguiendo por las peticiones de 15 años de inhabilitación al profesorado del colegio Mediterraneo por escribir circulares en valenciano".

Estos "ataques" añaden desdela plataforma que "tienen su continuidad en la retirada de la calle dedicada a Enric Valor en Mutxamel, una nueva iniciativa secundada por toda la derecha, desde la que se llama liberal hasta la ultraderecha. Este viernes la ultraderecha ha utilizado otra institución pública, la UA, para seguir propagando su discurso de odio contra el valenciano".

El colectivo había "reclamado del Rectorado de la Universidad de Alicante y del decanato de la Facultad de Educación, la anulación de los permisos para realizar la mesa redonda en las instalaciones públicas". Demandan en concreto que "hagan efectivo, real y tangible su posicionamiento en defensa del valenciano".

Sostiene que "la Universidad de Alicante debe estar abierta al debate, al intercambio de ideas y la discusión. Pero no en el odio, la intolerancia, el racismo y la xenofobia, que es lo que difunden buena parte de los ponentes. Ningún espacio de la Universidad de Alicante puede ser utilizado por los enemigos de la democracia y los derechos humanos", añaden.

Concluyen "emplazando a la Universidad de Alicante a revisar los mecanismos de representación y participación que permiten que fascistas reconocidos, como el presidente del Consejo de Estudiantes, utilicen sus responsabilidades institucionales para hacer propaganda del odio y la intolerancia".

Rectorado

Por su parte la rectora de la Universidad de Alicante, Amparo Navarro, lamenta que haya "actos en la Universidad que no se hagan como me gustaría, que fueran académicos, y por académicos de talla, tanto por los temas como por las personas que los lideren y organicen".

Aunque admite que "hace daño" a la Universidad "cualquier conflicto en que no se vea a la UA como el ámbito de discusión y pluralidad que siempre hemos querido" también subraya respecto a lo sucedido que "dentro de los mecanismos legales no podemos hacer nada, no hay razones jurídicas que permitan a la Universidad prohibirlos".

Recuerda, no obstante, la máxima autoridad universitaria que el mismo Consejo de Estudiantes también celebró otro debate en defensa del valenciano y el catalán hace dos semanas, como a su vez cita el presidente del organismo citado, "con personas de otras tendencias políticas, ambos responsabilidad del CEUA o Consejo de Estudiantes de la Universidad de Alicante", puntualiza Navarro,

La rectora destaca, frente a lo sucedido, que "en la UA no hay ningún conflicto con las dos lenguas. Se usan con normalidad y uno de los objetivos ha sido siempre el fomento del valenciano como lengua oficial, cuyo uso desgraciadmente es minoritario, sobre todo en la ciuad de Alicante, y debemos promocionarla y protegerla".

Insiste por otra parte en que "el castellano no necesita de ninguna defensa porque está totalmente normalizado como lengua en la sociedad". El debate planteado por el Consejo de Estudiantes era precisamente la defensa del español y la respecto Amparo Navarro apunta que "si se trata de una cuestión de lenguas, se podía haber invitado a académicos excelentes de la Filología Hispánica, pero el Consejo de Estudiantes tiene autonomía para organizar los cursos que considere, dentro de la legalidad", recalca.

En contacto con la subdelegación del Gobierno, desde donde decidieron el despliegue de agentes "por razones de seguridad", ya que la Facultad de Educación está ubicada fuera de la UA y la competancia al respecto excede del Rectorado, Navarro concluye que se le ha hecho saber "en todo momento, que no ha habido situación de peligro, y que ha estado siempre controlado", desde el respeto, insiste, "tanto a los manifestantes como a los ponentes de la charla".

Compartir el artículo

stats