Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La UA ya solo depende de sí misma para impartir Medicina

El Consell publica el decreto que confirma la autorización de los estudios, último trámite externo necesario. El curso que viene el Rectorado organizará la puesta en marcha para el 2023-24

La UA quiere reformar el Colegio Mayor como futura nueva sede de la Facultad de Ciencias de la Salud AXEL ALVAREZ

La Universidad de Alicante ya solo depende de sí misma para impartir la carrera de Medicina. Las promesas y anuncios del Consell a favor de incluir la titulación en el campus de San Vicente del Raspeig se hacen realidad este martes, 16 de agosto, con la publicación del decreto firmado tanto por el presidente Ximo Puig como por la consellera de Universidades, Josefina Bueno.

Ya no falta ningún trámite externo. La UA cuenta con todas las autorizaciones y permisos necesarios para incluir Medicina entre los grados que imparte, tal y como confirman a este diario desde el Rectorado. Tal y como tenían previsto las autoridades académicas, se van a dar de plazo este próximo curso para organizar el operativo de la implantación de la carrera "con todas las garantías de calidad", tal y como se comprometió la rectora, Amparo Navarro, cuando en los últimos compases del mes de abril el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, anunció la decisión del Consell de recuperar estos estudios para la Universidad de Alicante, de la que fueron segregados para crear la Universidad Miguel Hernández el año 1996.

La orden que establece los requisitos para impartir nuevos títulos establece en su artículo 16 que la autorización de grados, másteres y doctorados en las universidades valencianas "corresponde al Consell por Decreto". Y añade que con independencia de que se publique efectivamente en el DOGV "dicha autorización también será comunicada al Ministerio de Educación que establece la ordenación de las enseñanza oficiales". A título, por tanto, únicamente informativo.

A partir del decreto ya publicado que autoriza a la UA para impartir la carrera de Medicina, la institución académica procederá a publicar el plan de estudios que ya elaboró el equipo rectoral cuando lo dirigía Manuel Palomar, y cuenta con dos años para su efectiva puesta en marcha, tal y como subrayan desde la Conselleria de Universidades a preguntas de este diario.

El Rectorado ya informó en su momento sobre la decisión de implantar el grado de Medicina el curso 2023-24, previsión que mantienen las autoridades del campus alicantino que se da de plazo este curso próximo para organizar adecuadamente los estudios en Ciencias de la Salud. Para su ubicación física se prevé asimismo el antiguo Colegio Mayor, cuya reforma en realidad apunta a convertirse, con tiempo y dinero, en la nueva Facultad de Ciencias de la Salud que añadiría a su vez los estudios de Enfermería y Nutrición que ya se imparten en el campus.

Pero que el proyecto del nuevo centro no esté culminado en septiembre de 2023 no será óbice para arrancar unos estudios que disponen de espacio para las primeras 75 matrículas a ofertar por parte de la UA en el plazo de un año. Los recursos para este centro ya se ha indicado que la UA los considera prioritarios.

Parones

El ex rector Manuel Palomar llevó la petición de Medicina al Consejo de Gobierno y al Consejo Social en 2016, y a continuación pasó por la ANECA, Agencia Nacional de Acreditación de Estudios, trámite obligado y previo a la autorización por la conselleria y la Agencia Valenciana de Calidad.

El título se quedó estancado porque el Consell no acababa de dar el visto bueno, amén de que la pandemia también paralizó el trámite, como indicó el president Puig cuando anunció la decisión de darle vía libre el pasado mes de abril. La rectora, Amparo Navarro, insistió de nuevo desde que tomó posesión y volvió a llevar la petición ante el Consejo Interuniversitario Valenciano, hasta que finalmente Sanidad ha apostado también para que las prácticas del alumnado se extiendan a la red de hospitales y centros de salud públicos y se pueda impartir la carrera con todas las necesidades cubiertas. 

Déficit

Las 75 plazas que abrirá la UA en Medicina el curso 2023-24 superarán las 200 en la provincia junto a las 130 que oferta la Universidad Miguel Hernández. Y en el conjunto de la Comunidad aumentarán en un 10% la oferta para estudios de Medicina hasta las 845 frente a las 770 actuales.

Entre los extremos señalados desde el Consell para inclinar la balanza en favor de estos estudios figuran las listas de espera para hacer esta carrera, que superan el millar de alumnos; la próxima jubilación de médicos, con el año 2027 como "punto de inflexión en el relevo generacional de la plantilla sanitaria”; y el impulso de la investigación.

"La provincia, con su enorme capacidad demográfica, social y económica necesitaba de manera urgente ampliar los estudios de Medicina", declaró Puig, y este lunes se ha autorizado oficialmente que la UA recupere la carrera a partir del curso 2023-24.

Compartir el artículo

stats