Alicante mantiene la cobertura del socorrismo en las playas pese asegurar que lo "ideal" era ampliarla porque "el verano dura más"

El gobierno municipal convoca a la Junta del Patronato de Turismo para la aprobación del pliego, el tercero en un año tras aceptarse dos recursos, que continúa sin incluir socorristas en la mitad de San Juan en mayo y en el mes posterior a la temporada estival

Socorristas del servicio en la playa del Postiguet

Socorristas del servicio en la playa del Postiguet / Alex Domínguez

C. Pascual

C. Pascual

"Se va a valorar porque el verano dura más, es una demanda existente. Ampliarlo a todo el mes de octubre sería lo ideal, porque las temperaturas son estivales". Pese a que la concejala de Turismo, Ana Poquet, se abrió recientemente a ampliar la cobertura del contrato de salvamento y socorrismo de las playas del término municipal de Alicante, que tiene que renovarse de cara al próximo año, todo seguirá igual en cuanto a las fechas de prestación del servicio. Así se desprende del pliego técnico que el gobierno municipal prevé aprobar el próximo 14 de diciembre, en una reunión de la Junta Rectora.

El documento técnico recoge que la temporada alta seguirá prestándose durante el período estival, del 1 de junio hasta el día 15 de septiembre (ambos incluidos) de lunes a domingo, con horario de 10 horas a 20 horas. Tampoco hay cambios en la temporada media, que será durante el periodo de Semana Santa, desde el sábado anterior al jueves Santo, hasta el lunes de Pascua, ambos incluidos, además del día de Santa Faz. En este caso, el servicio será de 11 horas a 19 horas, como en el contrato que se ha prestado hasta ahora. Igualmente, la temporada baja, donde se preveían cambios para ampliar el servicio por el cambio climático, abarcará exclusivamente todos los fines de semana y festivos comprendidos entre los días 1 al 31 de mayo (ambos incluidos) y desde el 16 de septiembre hasta el 15 de octubre (ambos incluidos), con un servicio que irá de 11 horas a 19 horas.

Tampoco hay cambios en cuanto a las playas en las que se presta servicio en cada temporada. En alta serán todas las oficiales del término municipal: Tabarca, Urbanova, Agua Amarga (playa de perros), Postiguet, Albufereta, Almadraba y San Juan. Mientras, en temporada media se prestará servicio en Urbanova, Postiguet, Albufereta, Almadraba y San Juan. Por último, en temporada baja solo habrá socorristas en la mitad de San Juan, como ya sucedía hasta ahora, y en el Postiguet.

Sí que habrá mejoras en cuanto al número de socorristas, aunque esta modificación ya se incluía en el pliego anterior, tumbado por un recurso ante Hacienda. En temporada alta, en la única en la que se experimentan novedades, habrá cinco socorristas más en playa de San Juan y uno menos en la Almadraba, respecto al contrato que se ha prestado en los últimos años en la ciudad de Alicante.

El nuevo contrato tendrá un plazo de ejecución de tres años, aunque podrá ser ampliado dos más. La mayor parte del gasto anual va ligado al personal (976.000 euros en 2024), aunque habrá un total de 240.000 euros en los tres años destinados a compra de material. El presupuesto de licitación asciende a 4,9 millones de euros, frente a los 3,4 millones del anterior contrato.

Desde el gobierno municipal explican que "se ha valorado" la extensión del contrato por el incremento de las temperaturas, lo que "no significa que no se haga una modificación" durante la prestación del servicio.

Un año de idas y venidas

Tal y como relata la memoria del contrato, el objeto de la contratación es la prestación del “Servicio de asistencia y salvamento en las playas de Alicante”, entendiéndose estas como actividades de vigilancia de la seguridad de los usuarios de las playas, la actuación en caso de emergencia desde el rescate en el mar y la prestación de los primeros auxilios hasta su entrega, en su caso, para el traslado sanitario, así como la labor social a favor de los usuarios de las playas con necesidades especiales, todo ello dentro del horario establecido a tal fin y mediante personal especializado, entrenado y cualificado para la tarea.

La Junta Rectora del Patronato Municipal de Turismo y Playas de Alicante, en sesión celebrada el día 23 de enero de 2023, adoptó el acuerdo de aprobación de la “Convocatoria de un procedimiento abierto, sujeto a regularización armonizada, utilizando varios criterios automáticos para la adjudicación, de tramitación urgente, para proceder a la contratación del “Servicio de asistencia y salvamento en las playas de Alicante” con un plazo inicial de duración de tres años, cuyo tipo de licitación ascendía a 3.411.447 euros.  

Sin embargo, el 17 de febrero de 2023, tuvo entrada en el Registro del Patronato la notificación efectuada por el Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales (TACRC), relativa a la interposición de un recurso especial en materia de contratación contra los pliegos redactados con motivo de la licitación. Tras el acuerdo de suspensión del TACRC como medida cautelar, el tribunal finalmente resolvió estimar parcialmente el recurso interpuesto por la entidad recurrente, recibiéndose la correspondiente notificación el día 28 de marzo de 2023 y según la cual se instaba a la modificación de los criterios de adjudicación, y más concretamente a la fórmula utilizada para determinar la mejor oferta económica, así como la anulación de los criterios cualitativos considerados como mejoras, ordenando finalmente la retroacción del procedimiento al momento anterior a la aprobación de los pliegos.

Tras rehacer los pliegos en función de las indicaciones arriba señaladas, junto con la toma en consideración de la nueva subida del Salario Mínimo Interprofesional que modificó el cálculo de los costes directos del contrato, se procedió a la aprobación de una nueva convocatoria para la licitación del servicio, mediante acuerdo de la Junta Rectora del Patronato Municipal de Turismo y Playas de fecha 13 de abril de 2023. Sin embargo, tampoco llegó a buen puerto, ya que TACRC notificó la aceptación a trámite de un nuevo recurso a este segundo procedimiento, basado principalmente en el desacuerdo respecto al cálculo de los costes directos e indirectos, junto a otras cuestiones, y que supuso una nueva suspensión cautelar de fecha 11 de mayo de 2023.

Finalmente, el 25 de julio de 2023 se registró notificación de la resolución del TACRC, acordando la estimación parcial del recurso interpuesto por el recurrente contra los pliegos que rigen la licitación y ordenando la retroacción de los referidos pliegos, así como el levantamiento de la suspensión del procedimiento de contratación.

El retraso en la licitación del contrato obligó al Ayuntamiento, dado que no se disponía de empresa contratista para hacer frente a la temporada del año 2023, se acordó suscribir un acuerdo extracontractual con el anterior contratista, de manera que se mantuviera su prestación por tratarse de un servicio esencial y prioritario.

Ahora, el gobierno municipal ha convocado una nueva reunión del Patronato de Turismo para aprobar los nuevos pliegos de licitación para la contratación del servicio, que se prevé celebrar este jueves.