Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanidad suspende operaciones que necesitan ingreso en UCI ante el aumento de la presión hospitalaria

El General de Alicante cancela intervenciones de Oncología y de Cardiología por el repunte de pacientes hospitalizados con covid - Traumatología reduce a la mitad la actividad quirúrgica

Un equipo quirúrgico, durante una intervención en un hospital de Alicante, en una imagen de archivo

El aumento de personas ingresadas por coronavirus en los hospitales de la provincia está obligando a suspender más operaciones, incluso las que requieren de ingreso en UCI. Es el caso del Hospital General de Alicante. Con 13 enfermos ingresados en estado crítico, el centro sanitario se ha visto obligado a suspender este lunes varias operaciones que requieren de ingreso en la UCI y que son urgentes, como es el caso de tumores de pulmón o de operaciones de cirugía cardiaca, según han precisado fuentes sanitarias y sindicales en este centro. La situación afecta también a pacientes que tienen programadas intervenciones urgentes a lo largo de toda la semana, como ha explicado una de las familias perjudicadas, que se encuentra a la espera de una operación oncológica. «Nos han dicho que de momento no pueden operar porque no disponen de camas de UCI suficientes», señalaba a este diario un familiar, quien además se quejaba amargamente de que buena parte de esta unidad de críticos está ocupada por personas sin vacunar. «El egoísmo de esta gente ha hecho que personas que necesitan una operación vital tengan que esperar».

Desde uno de los servicios afectados por esta situación en el Hospital General de Alicante explican que, al aumento de enfermos en situación crítica, se habría sumado el incremento de bajas laborales por covid entre el personal médico y de enfermería que impide abrir nuevas zonas para ingresar a los enfermos más graves, como se ha hecho en otras olas de la pandemia. Según datos aportados por el Sindicato Médico, en este centro sanitario hay 127 profesionales de baja por covid. Desde la dirección del Hospital General precisan que la suspensión de operaciones que requieren de ingreso en la UCI ha sido puntual y debido al aumento de hospitalizaciones de este fin de semana. Precisan las mismas fuentes que se está trabajando en la apertura urgente de nuevas áreas de ingreso de pacientes críticos. En este hospital ya hace semanas que se cancelaron las operaciones de tarde que requieren ingreso y en servicios como el de Traumatología en estos momentos se está operando al 50%, según fuentes hospitalarias. También en el vecino Hospital de Sant Joan se está teniendo que reorganizar toda la actividad de los quirófanos y dejar aparcadas intervenciones para tener más camas de ingreso y más profesionales que atiendan el covid. Entre las intervenciones que se han visto afectadas destacan las de endoscopias -de tres torres se han dejado una- o las de arritmias y hemodinámica, donde se están atendiendo prácticamente sólo urgencias. En este centro también el servicio de Traumatología ha bajado su actividad al 50% y sólo opera fracturas, tumores y patologías que no requieren ingreso.

El servicio de Anestesia ya ha comenzado a ocuparse de pacientes de UCI para poder liberar camas. En este hospital hay ingresadas 63 personas en planta y 10 en UCI, según CC OO que critica que no ha habido refuerzos de personal de Enfermería en UCI ni tampoco en Urgencias pediátricas. En el Hospital General de Elche, las operaciones de las tardes para aligerar la lista de espera se han reducido notablemente y si el miércoles sigue el aumento de hospitalizaciones, se suspenderán. Desde este centro indican que las operaciones de la mañana se mantienen, pero priorizando aquellas que no requieren de ingreso y las que son urgentes no se han visto afectadas. La UCI de este hospital aguanta la presión, con dos enfermos ingresados, y 36 en plata. Según información del sindicato de Enfermería, Satse, en el hospital Marina Baixa, la planta de hospitalización covid se mantiene en número de ingresados positivos, con 30. En la UCI la ocupación también se mantiene con 6 pacientes positivos, en un total de doce camas.

Más de 700 sanitarios de baja o en cuarentena en la provincia

La variante ómicron se está cebando también con el personal sanitario de la provincia de Alicante. En estos momentos hay 501 profesionales que permanecen de baja por haber contraído la enfermedad y otros 222 están en cuarentena por haber sido contacto estrecho de un caso positivo. La semana anterior eran 396 los profesionales de baja o en cuarentena por el virus. La práctica totalidad de los trabajadores de hospitales y centros de salud de la Comunidad Valenciana ha recibido ya la tercera dosis de la vacuna frente al coronavirus. Como ocurre con el resto de la población, la mayoría de los casos que se detectan entre el personal sanitario son leves.

Compartir el artículo

stats